Publicado: 24.08.2016 08:20 |Actualizado: 25.08.2016 16:36

Un terremoto sacude el centro de Italia y causa al menos 241 muertos

Hasta el momento, se estima que hay 368 heridos y unos 150 desaparecidos, pero las autoridades ya han dicho que el número de víctimas aumentará en los próximos días. El seísmo ha provocado numerosos daños especialmente en los municipios de Norcia, en la provincia de Perugia, y los de Amatrice y Accumoli, en Lacio.

Publicidad
Media: 3.33
Votos: 3
Comentarios:

ROMA.- Un fuerte terremoto de 6,2 grados de magnitud en la escala abierta de Richter sacudió la pasada madrugada el centro de Italia, provocando decenas de muertos y de desaparecidos y numerosos daños en edificios, especialmente en los municipios de Norcia, en la provincia de Perugia, y los de Amatrice y Accumoli, en Lacio, según ha confirmado la Protección Civil italiana.  [VER FOTOGALERÍA].

Las autoridades italianas han reducido a 241 el número de muertos por el terremoto de magnitud 6 que en la madrugada de este miércoles sacudió la zona central del país.. Los heridos y los desaparecidos se cuentan por centenares: al menos 368 los primeros y más de 150 los segundos.

El servicio de Protección Civil italiano, que coordina las tareas de rescate y las ayudas a los damnificados, señala que hay 190 muertos en las localidades afectadas en la provincia de Rieti, mientras que son 57 los fallecidos en la provincia de Ascoli. 



Los equipos de rescate han trabajado durante toda la noche en las localidades más afectadas Arquata del Tronto, Pescada del Tronto, Amatrice y Accumoli.

La situación más dramática se vive en Amatrice, el municipio más grande de los afectados, y donde viven 2.000 personas, pero que en los meses de verano dobla su población con los veraneantes y además había muchos turistas que habían llegado para disfrutar el fin de semana de la fiesta de la pasta "a la amatriciana", un plato que tiene aquí sus orígenes.

En Amatrice se ha seguido excavando con todos los medios y ayudados con unidades caninas y lámparas en búsqueda de posibles supervivientes entre los cascotes, después de que el alcalde de la ciudad, Sergio Pirozzi, asegurase que había centenares de desaparecidos.

El número de fallecidos crecerá aún en la turística localidad de la región del Lacio ya que Pirozzi informó a los medios de comunicación que en Amatrice se superan los 200 muertos, lo que aumentaría el número proporcionado por Protección Civil.

Por el momento no se han querido dar datos oficiales sobre las personas aún desaparecidos debido a que es muy difícil contabilizarlos pues las localidades afectadas suelen recibir a muchos turistas durante los meses de verano.

Mientras tanto, cientos de damnificados han pasado la noche en los campamentos levantados por la Protección Civil y que han sido instalados en cuatro áreas de la zona afectada.

Los pocos segundos que ha durado el terremoto han servido para hacer desaparecer prácticamente varias localidades de las provincias de Rieti y de Ascoli Piceno, situadas bajo la cordillera de los Apeninos y a pocos kilómetros de L'Aquila, donde en 2009 se produjo el terremoto que causó más de 300 muertos.

La tierra tembló a las 03.36 hora local (la misma en España) con epicentro en la población de Accumoli, en la provincia de Rieti, y duró unos 30 segundos, según los datos del Instituto Nacional de Geofísica y Vulcanología de Italia (INGV)

Durante la pasada noche se han producido hasta 60 nuevos temblores de entre 3 y 4 grados de magnitud en la escala Richter, el último a la 7:01 hora italiana (5:01 GMT) de una intensidad dde 4,5 grados, según el Instituto Nacional de Geofísica y Vulcanología (INGV).

Los pueblos de Amatrice y Accumoli han quedado fuertemente dañados con cientos de casas completamente destrozadas, tanto que sus alcaldes explicaron que la mitad de estas localidades "ya no existen".

El alcalde de Accumoli, Stefano Petrucci, explicó el miércoles que muchas personas están bajo los escombros, como un matrimonio y sus dos hijos pequeños, que no dan señales de vida desde hace horas, por lo que aumentaría el número de víctimas.

"La situación es aún más terrible de lo que temíamos: la mayoría de los edificios se han derruido, hay personas atrapadas bajo los escombros y no hay sonido de la vida", dijo Petrucci .

El epicentro del terremoto en Italia. EUROPA PRESS

El epicentro del terremoto en Italia. EUROPA PRESS

En Norcia, localidad más cercana al epicentro, donde hay numerosos edificios con daños severos, también habría turistas atrapados entre los escombros del Hotel Roma, en el centro, según el diario italiano La Repubblica. Un responsable de la Cruz Roja local ha informado de que el seísmo ha dañado un puente, lo que obliga a entrar en la localidad a pie, ralentizando las operaciones de rescate de las posibles víctimas.

También Amatrice, una localidad de unos 2.000 habitantes, ha sido sacudida gravemente. Su alcalde, Sergio Pirozzi, ha confirmado que la situación es dramática y media localidad habría quedado destruida. Allí, se recuperaron los dos primeros cuerpos al amanecer y según el sacerdote Fabio Gammarota, que está colaborando en las labores de rescate, otras tres personas han muerto por el derrumbe parcial de una vivienda.

"Tres cuartas partes de la ciudad han desaparecido. Ahora el objetivo es salvar tantas vidas como sea posible. Hay voces bajo los escombros, tenemos que salvar a la gente que está atrapada", ha dicho el alcalde de la ciudad.

En esta localidad, los equipos de emergencia han rescatado con vida a un hombre que había quedado sepultado. Además, se cree que podría haber otras seis personas más atrapadas, sin que por el momento esté claro si continúan con vida, según el recuento que realiza La Stampa.

Las autoridades tenían conocimiento de que seis personas murieron en Accumoli. "El pueblo ya no existe, casi todas las casas se han derrumbado", señaló el alcalde de Arquata del Tronto, Aleandro Petrucci, a Adnkronos.

Los equipos de rescate sacan a un hombre atrapado entre los escombros en Amatrice. REUTERS/Remo Casilli

Los equipos de rescate sacan a un hombre atrapado entre los escombros en Amatrice. REUTERS/Remo Casilli

Un reportero de Reuters dijo que el hospital de la ciudad quedó gravemente dañado por el terremoto, por lo que los pacientes fueron trasladados a la calle. La RAI informó de que dos niñas afganas, que se cree eran solicitantes de asilo, también estaban desaparecidas en la ciudad.

Al terremoto, de 6,2 grados, según el Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS)le siguieron más de 160 réplicas registradas hasta la primera hora de la tarde del jueves. Según ha informado el Instituto Nacional de Geofísica y Vulcanología (INGV) de Italia, de estas réplicas un total de 60 han superado la magnitud 3; cinco han estado en magnitudes comprendidas entre 4 y 5 y dos de ellas, incluso han tenido magnitudes superiores a 5.

El seísmo se ha producido muy cerca de L'Aquila, donde en 2009 se produjo un seísmo de 6,3 grados de magnitud que causó más de 300 muertos y devastó la región Los Abruzos y el centro histórico de L'Aquila.

Italia no solicita ayuda

El país mediterráneo no ha solicitado ayuda a los países de la Unión Europea, a través del mecanismo Europeo de Protección Civil, al que las autoridades italianas han comunicado que, al menos por el momento, no es necesaria la ayuda.

Así lo ha confirmado la Dirección General de Protección Civil y Emergencias que recomienda adoptar medidas de prevención en las zona de mayor riesgo sísmico, que en España se encuentran, sobre todo, en el sur de la Península ibérica.

En concreto, recuerda que tras la experiencia de un terremoto la población puede sufrir reacciones diversas de ansiedad por lo que es normal que en las siguientes semanas muchas personas demanden o necesiten de apoyo psicológico para reducir el estrés.

Renzi: "No dejaremos a nadie sólo, a ninguna familia"

El primer ministro de Italia, Matteo Renzi, aseguró tras el terremoto que se trabaja para "no dejar a nadie sólo, a ninguna familia. Nos tenemos que poner a trabajar".

Renzi compareció en la sede de Gobierno para anunciar que acudirá esta tarde a la zona afectada y agradecer a todos los italianos que están colaborando en las tareas de rescate.

Etiquetas