Publicado: 07.01.2016 11:28 |Actualizado: 07.01.2016 12:19

Tirotean un autobús de turistas
en un hotel de El Cairo

No hay que lamentar víctimas mortales. Hombres armados subidos en una moto dispararon contra varios vehículos pero la zona se encontraba vacía.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

EL CAIRO.- Hombres armados abrieron fuego hoy contra los policías apostados en un hotel situado cerca de las famosas Pirámides de Guiza, en el suroeste de El Cairo, sin causar víctimas, informaron a Efe fuentes de seguridad. Los agresores se acercaron al Hotel Tres Pirámides, en la calle Al Haram del distrito de Guiza, y dispararon contra el edificio y los vehículos aparcados en la entrada.

No había turistas en la zona en el momento del ataque, que solo provocó destrozos en los cristales de la puerta de acceso al edificio y de un autobús, según las fuentes y el Ministerio del Interior.



Interior explicó en un comunicado que quince personas desconocidas se concentraron frente al hotel y lanzaron bengalas contra los policías desplegados en el lugar.

Cuando los agentes intentaron dispersar al grupo, un hombre disparó contra los uniformados, que persiguieron a continuación a los atacantes. Las fuerzas de seguridad consiguieron detener a uno de ellos y están tratando de identificar al resto, agregó la nota de Interior.

El hotel, de cuatro estrellas, está ubicado cerca de las Pirámides de Guiza, una zona en la que ya no abundan los turistas como antaño debido a la caída de las visitas a Egipto debido a la inestabilidad que sufre el país. Hasta el momento se desconoce si este ataque es obra de un grupo extremista. El grupo terrorista Estado Islámico está activo en Egipto, especialmente en la península del Sinaí.

Ataques contra las fuerzas de seguridad

Los ataques terroristas han aumentado en Egipto desde el golpe militar de julio de 2013 que derrocó al entonces presidente islamista Mohamed Mursi, y tienen normalmente como blanco a las fuerzas de seguridad.

El único atentado registrado contra un objetivo turístico el año pasado fue el ocurrido en junio cerca del templo faraónico de Karnak, en la ciudad de Luxor, que se saldó con la muerte de dos presuntos terroristas.

Ese mes, fallecieron además dos agentes de la Policía de Turismo y Antigüedades que se encontraban de servicio en un puesto de seguridad cerca de la zona arqueológica de las Pirámides de Guiza.