Público
Público

Tiroteo en Texas Un hombre asesina a 26 personas en una iglesia de un pueblo de Texas

El autor de los disparos falleció poco después del ataque. El Gobernador dice que esta es "la peor matanza en la historia de Texas"

Publicidad
Media: 1.75
Votos: 4
Comentarios:

Policía y ambulancia en Texas. REUTERS

Un total de 26 personas murieron el domingo cuando asistían a un servicio dominical en un templo baptista de una pequeña localidad de Texas por los disparos que un hombre hizo en su interior con un rifle de asalto semiautomático.

El incidente ocurrió en el templo First Baptist Church, en Sutherland Springs, a 45 kilómetros al sureste de San Antonio (Texas). En una rueda de prensa en San Antonio, el gobernador de Texas, Greg Abbott, confirmó la cifra de víctimas mortales y dijo que el tiroteo es "la peor matanza registrada en la historia del estado".

Aunque las autoridades no revelaron el nombre del atacante, varios medios estadounidenses lo han identificado como Devin Kelley, un hombre blanco de 26 años que murió después de una breve persecución y enlutar a esta población de menos de 500 habitantes.

El autor de los disparos murió cuando era perseguido, pero no está todavía claro si lo mataron las fuerzas de seguridad o se quitó la vida, dijo el alguacil del condado de Guadalupe, Robert Murphy. Las autoridades investigan si pertenecía a una organización terrorista o criminal.

El automóvil del agresor pudo verse en imágenes de televisión en medio de un campo y con varios agentes y peritos policiales trabajando a su alrededor. Fue perseguido por la policía hasta ese lugar, situado según el canal KSAT a 11 millas (17 km) de la localidad, que está situada a 30 millas (45 kilómetros) de San Antonio.

as autoridades señalaron que las edades de las 26 víctimas oscilan entre los 5 y 72 años de edad, una de las cuales es Annabel Pomeroy, la hija de 14 de años del pastor de la iglesia, Frank Pomeroy, quien se lo confirmó a ABC News.

"Estamos en shock"

Varios testigos han declarado que sobre las 11.30 hora local (19.30 horas en España) un hombre armado ingresó en la iglesia y abrió fuego contra los que se hallaban en el pequeño templo, aparentemente con un rifle de asalto semiautomático. Un cajero de una gasolinera al otro lado de la calle del templo dijo a CNN que escuchó unos 20 disparos "en rápida sucesión mientras se realizaba un servicio religioso".

"Estamos en shock", dijo González a Univision al describir la zona donde se produjeron los hechos. De acuerdo con el representante, Sutherland Springs es una "pequeña localidad rural", de mayoría de población anglosajona, y en donde los latinos representan más del 20%. "Es gente tranquila y buena, que vive del campo y la ganadería, o trabaja en el sector de petróleo y energía", señaló.

Muchos de los heridos fueron trasladados al Centro Médico Militar Brooke así como al hospital Connally en Floresville, a 15 millas (24 km) de distancia de donde ocurrió el tiroteo.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, que se encuentra de gira en Japón, dijo tras conocer la noticias que estaba siguiendo desde allí la situación en el pueblo de Sutherland Springs (Texas).

"Que Dios esté con el pueblo de Sutherland Springs, Texas. El FBI y las agencias de la ley están sobre el terreno. Estoy siguiendo la situación desde Japón", escribió Trump en su cuenta oficial de Twitter desde Tokio, donde eran poco más de las 05.00 hora local.

"Nuestros pensamientos y oraciones están con todos los amigos y familiares afectados. Que Dios les proporcione consuelo en este momento de tragedia", indicó en un comunicado Sarah Huckabee Sanders, portavoz de la Casa Blanca, y quien agregó que Trump había hablado por teléfono con el gobernador de Texas, Greg Abbott.

También poco después del tiroteo, el gobernador de Texas, Greg Abbott, escribió un mensaje en su cuenta de Twitter en el que condena los hechos. "Nuestras oraciones están con todos los que fueron perjudicados por este acto malvado. Nuestro agradecimiento a las autoridades por su respuesta", manifestó el gobernador, quien se halla en camino al pueblo.