Publicado: 13.07.2015 10:32 |Actualizado: 13.07.2015 14:54

Tsipras: "Luchamos hasta el final por un acuerdo que permitirá al país recuperarse"

Merkel señala que el acuerdo "tiene más ventajas que inconvenientes". Hollande, más generoso, destaca "la valentía de Tsipras" y asegura que se ha preservado la soberanía nacional de Grecia.

Publicidad
Media: 2.50
Votos: 10
Comentarios:
Alexis Tsipras abandona la cumbre del euro. PHILIPPE WOJAZER (REUTERS)

Alexis Tsipras abandona la cumbre del euro. PHILIPPE WOJAZER (REUTERS)

Tras conocerse el acuerdo entre Grecia y los líderes de la Eurozona, el primer ministro griego, Alexis Tsipras, afirmó este lunes que su Gobierno dio una "batalla dura" durante seis meses y "luchó hasta el final para un acuerdo que permitirá al país recuperarse".

"Afrontamos dilemas difíciles y tuvimos que hacer concesiones difíciles para evitar la aplicación de los planes de algunos círculos ultraconservadores europeos", dijo Tsipras al término de la cumbre de la eurozona en la que se acordó iniciar negociaciones para un tercer rescate.



Tsipras defendió el acuerdo y aseguró que permitirá salvaguardar la "estabilidad financiera". Manifestó su esperanza de que algunas de las medidas pactadas, como el paquete de inversiones, la renegociación de la deuda, o el punto final al debate sobre la salida del euro, ayuden a calmar a los inversores y a contrarrestar las medidas recesivas que incluye el programa.

"Creo que el pueblo reconoce el combate difícil que hemos tenido y que en esta ocasión el peso de las medidas será mejor repartido entre la sociedad", añadió el líder griego a su salida de la cumbre de líderes de la eurozona que duró 17 horas.

Tsipras: "Hay que luchar contra la oligarquía que llevó el país hasta aquí"

"Conseguimos ganar la reestructuración de la deuda y una financiación segura a medio plazo", subrayó, en alusión a la mención a una posible mejora de las condiciones de pago que incluye el programa y al desembolso de entre 82.000 y 86.000 que incluirá el rescate.

Pese a todas las concesiones que ha tenido que hacer el Gobierno izquierdista respecto a sus aspiraciones iniciales y haberse comprometido a aceptar nuevamente una tutela de las instituciones (Comisión Europea, Banco Central Europeo, Fondo Monetario Internacional), Tsipras prometió que "seguiremos luchando para restablecer la soberanía nacional".

Ahora "hay que luchar contra la oligarquía que llevó el país hasta aquí", concluyó.

Hollande: "La soberanía griega se ha preservado"

Por su parte, la canciller alemana, Angela Merkel, dijo que el acuerdo entre los líderes de la zona euro tiene más ventajas que inconvenientes y que las exigencias a Atenas van en línea con lo pedido a España o Portugal a cambio de sus programas de ayuda.

"Puedo recomendar iniciar estas negociaciones (para un tercer rescate a Grecia) con toda consciencia porque las ventajas compensan con mucho los inconvenientes", señaló la canciller al término de la cumbre de jefes de Estado y de Gobierno de los países del euro.

Hollande: "Si la eurozona solo hubiera escuchado una voz (la del bloque más duro con Atenas y liderado por Berlín), igual habría acabado con la salida de Grecia del euro"

"Está en línea con los programas que hemos acordado con otros países. Enda Keny, Passos Coelho y Mariano Rajoy han hablado mucho de sus programas y de que éste no era nada especial, con excepción de las cantidades que implica", añadió.

François Hollande, el presidente francés, se mostró más generoso con Tsipras. Dijo a los periodistas que con el acuerdo unánime entre Grecia y las instituciones "la soberanía griega se ha preservado" y calificó al primer ministro griego, Alexis Tsipras, de "valiente" por alcanzar el entendimiento con sus acreedores.

Hollande apuntó que Francia ha sabido pensar en Europa y destacó que "si la eurozona solo hubiera escuchado una voz (la del bloque más duro con Atenas y liderado por Berlín), igual habría acabado con la salida de Grecia del euro". 

Finalmente, la directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, considera que el acuerdo alcanzado representa "un buen paso" para restaurar la confianza, aunque serán necesarios más con la implementación de las medidas acordadas.

"Ha sido una noche laboriosa", reconocía Lagarde a su salida de la reunión en Bruselas. "Creo que es un buen paso para reconstruir la confianza", destacó Lagarde.

Etiquetas