Público
Público

El ultra Pérez se per fila como presidente de Guatemala

  

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Los guatemaltecos también acudieron ayer a las urnas arrastrados por la desidia y la desesperanza. Al cierre de la edición no se conocían datos oficiales, pero encuestas a pie de urna sostenían los mismos datos de las encuestas previas: el general Otto Pérez Molina, líder del Partido Patriota, se imponía a su rival, el empresario Manuel Baldizón, del Partido Libertad Democrática Renovada.

No obstante las dos candidaturas se mantenían vigilantes, incluso el general, acusado de crímenes de lesa humanidad por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, compareció ante la prensa para denunciar una 'campaña negra' minutos antes del cierre de las urnas. Su equipo acusó directamente de las maniobras al Gobierno de Álvaro Colom.

Pese a las denuncias y las encuestas, la jornada ya arrojaba un ganador: la abstención. Las primeras cifras tras varias horas de apertura de los colegios electorales mostraban que al menos un 30% menos de ciudadanos habían acudido a votar, en comparación con la primera vuelta.

Tanto monta, monta tanto. Dos candidatos ultraconservadores para un país volcado a la derecha por culpa de la violencia y tras la fallida maniobra del actual presidente, que no pudo postular a su mujer, y que contaba con las simpatías del voto progresista y de todos aquellos que no desean el regreso de los militares al poder. La Historia tiene memoria: el Ejército siempre ha sido nefasto para este empobrecido país centroamericano.

Apoyado en su 'mano dura' y alardeando de su capacidad militar para combatir a Los Zetas mexicanos, Otto Pérez se vio obligado a competir con Baldizón cuando todo el mundo apostaba por su victoria en la primera vuelta de septiembre.