Público
Público

Aguirre y Génova sellan la reconciliación para afrontar las elecciones europeas

Floriano inaugura la Junta Directiva Regional del PP de Madrid en un gesto inédito de la dirección nacional del partido. La expresidenta madrileña elogia ahora la voluntad de "dar la cara" del equipo de Cospedal.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Junta Directiva Regional del PP de Madrid se ha reunido hoy por primera vez con la asistencia de un miembro de la dirección nacional del partido. Su número tres, Carlos Floriano, ha acudido a la segunda planta de la calle Génova 13 para intervenir con un discurso cargado de elogios hacia la fuerza electoral del PP de Madrid, que, a pesar de Mariano Rajoy, sigue presidiendo Esperanza Aguirre.

El vicesecretario general del Organización hizo un llamamiento al partido madrileño para movilizarse de cara a las europeas, que además, son la antesala de las autonómicas y municipales y de los resultados de aquéllas, dependen éstas. 'Es importante obtener una mayoría de diputados cómoda' en el Parlamento Europeo, señaló Floriano, y puso como ejemplo la 'estabilidad' que da a España la mayoría absoluta del Gobierno de Rajoy.

La dirección nacional del PP ha iniciado una potente movilización de sus filas en todas las comunidades autónomas para tratar de dar la vuelta a unas encuestas que no le son en absoluto favorables, aunque fuentes del partido indican que la pérdida de apoyos podría estar frenándose, según sondeos que maneja el sociólogo y asesor de Rajoy, Pedro Arriola, y que mejorarían levemente las expectativas reflejadas en las últimas encuestas del CIS. Floriano ha intentado hoy animar a los suyos en Madrid -los sondeos en la comunidad son particularmente malos-, recordándoles que las encuestas se convierten en 'papel mojado' en cuanto se cierran los colegios electorales y se conocen los votos.

Igual que ha hecho hoy en la Junta del PP de Madrid, Floriano estuvo el viernes de la semana pasada en el Comité Ejecutivo del partido en Castilla y León y lo hizo con los mismos argumentos que ha esgrimido hoy: para ganar las europeas (primavera de 2014) y las autonómicas y municipales (2015), es necesaria la movilización -'Me permito pediros más, si cabe'-, explicar mucho y muy bien las medidas del Gobierno (sobre todo, pensiones y Presupuestos) y apelar a la 'estabilidad' que da un Ejecutivo del PP frente a la falta de claridad y proyecto del PSOE y la aventura de los nacionalismos.

La previsión del partido del Gobierno es que la dirección nacional se vaya desplazando por todas las comunidades autónomas para mantener los mismos encuentros que estos dos de Floriano en Madrid y Valladolid. Particularmente, con el PP de Catalunya, es muy probable que sea Rajoy quien asuma la intervención principal.

Había expectación por escuchar a la expresidenta de la Comunidad de Madrid, que últimamente, parece haber rebajado el nivel de sus críticas hacia las políticas del Gobierno y la forma en que Rajoy y la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, han afrontado el caso Bárcenas. Efectivamente, Aguirre desplegó una intervención de perfil bajo, breve y centrada en criticar al independentismo catalán y dar su apoyo al presidente de Baleares, José Ramón Bauzá, por 'sufrir' a la coalición socialista y nacionalista contra su reforma educativa.

Sobre la petición de primarias y listas abiertas del PP en las elecciones, que tanto Aguirre como Bauzá han reivindicado públicamente hace pocas semanas, ni una palabra en el discurso de la expresidenta. Y sobre la financiación de la Comunidad de Madrid, que antes Aguirre y ahora su sucesor Ignacio González -presente en la reunión de hoy-, le critican constantemente al Gobierno, tampoco se escuchó mención alguna, salvo el elogio de Floriano de que el Ejecutivo madrileño hace más que Catalunya recibiendo menos del Gobierno y que, a tenor de las protestas públicas de González en los últimos días por los Presupuestos del Estado para 2014, pareció un sarcasmo.

Con todo, la número uno del PP madrileño tuvo tiempo para exhibir poderío electoral ante el representante de la cúpula nacional de su partido recordando sus resultados en los últimos comicios autonómicos y hacer un elogio inusual en ella de la dirección nacional de su partido que encabezan Mariano Rajoy y María Dolores de Cospedal. Aguirre explicó que 'en política, tan importante es hacer las cosas bien como explicarlas bien' y la dirección nacional, con intervenciones como la de Floriano -a quien calificó de 'participante excepcional' y cubrió de múltiples agradecimientos-, demuestra su 'voluntad de dar la cara'.

Estas palabras de la exjefa del Ejecutivo madrileño chocan estrepitosamente con las críticas que, antes del verano, Aguirre dedicó a la cúpula del PP -incluido Rajoy- por haber actuado tarde y mal y no haber dado explicaciones sobre la presunta financiación ilegal del PP a través de su extesorero.