Publicado: 24.09.2016 23:09 |Actualizado: 24.09.2016 23:31

El alcalde de Cádiz, tras recibir una multa por mediar con la Policía: "Señores del PP, no me dan miedo"

La multa, por "incumplir la Ley contra la violencia en el deporte", asciende a 1.500 euros. 

Publicidad
Media: 3.85
Votos: 13
Comentarios:
El alcalde de Cádiz, José María González, 'Kichi', en la redacción de 'Público'.

El alcalde de Cádiz, José María González, 'Kichi', en la redacción de 'Público'.

MADRID.- El alcalde de Cádiz, José María González Kichi, ha sido multado con 1.500 euros por mediar durante la expulsión de un aficionado durante el partido Cádiz-Racing de Ferrol de la temporada 2015/16. Así lo ha anunciado el propio alcalde en un artículo publicado esta semana en Diario de Cádiz

El alcalde de Cádiz explica en el artículo que encontró entre el correo de casa de sus padres una carta de Subdelegación del Gobierno de Cádiz en la que le informan de una multa de 1.500 euros por "incumplir la Ley contra la violencia en el deporte" por su mediación con la Policía durante un partido de fútbol de la temporada pasada. 

Concretamente, Kichi escribe que la Policía expulsó a un ciudadano del campo del Cádiz, que es de propiedad municipal, y ante la indignación de la afición, que también son sus representados, acompañó al vecino fuera del campo para conocer su versión, por si había sufrido un abuso policial, y para asegurarse de que se cumplía la expulsión y también habló con la Policía para saber qué había pasado. 



"En ese momento para mí lo más importante era trasladar un mensaje: tranquilícense, vuelvan al partido, yo me ocupo, que para eso me metí en esto, para ocuparme. La alternativa era mirar para otro lado, seguir comiendo pipas o hacer lo que tantas veces me dijeron "no te metas", "vete al palco a fumar puros que allí no pasa nada, seguro", pero creo que a estas alturas ustedes y yo sabemos que no soy de ese tipo de personas, con mis aciertos y con mis errores. Así que allá fui", escribe el alcalde de Cádiz. 

Otra vez estamos el señor De Torre y yo frente a frente a través de una notificación de multa. Se ve que mantengo intactos los odios de quienes quisieran que nadie se preguntara nada sobre cómo funcionan las cosas"

Una vez explicado el acontecimiento, Kichi muestra su sorpresa por la multa recibida, recuerda que ya recibió una cuando era un ciudadano anónimo y que fue revocada por la Justicia porque los hechos que denunciaba la Policía "no estaban probados" y ataca al subdelegado del Gobierno en Cádiz, quien firma la multa, por haber perdido "300 kilos de cocaína intervenida por la Policía y custodiada a escasos metros de su despacho"; y por haber sido "incapaz de tramitar con éxito la extradición de Rodríguez de Castro", también "nombrado por el PP y condenado a ocho años de cárcel".

"Otra vez estamos el señor De Torre y yo frente a frente a través de una notificación de multa. Se ve que mantengo intactos los odios de quienes quisieran que nadie se preguntara nada sobre cómo funcionan las cosas. Por la cuantía entiendo que aquel odio anónimo y masivo que profesaban contra los manifestantes de cualquier índole ahora me lo profesan con más inquina dado que la multa se ha multiplicado por cinco", prosigue el alcalde, que concluye: "no me daban miedo entonces, cuando era un manifestante anónimo, ni me lo dan ahora"

"Ellos, los del Partido que utiliza "presuntamente" (por decir algo) el aparato del Estado para espiar y perjudicar a sus adversarios políticos como escuchamos en las grabaciones de Fernández Díaz; ellos, que mantienen sentada a Rita Barberá en el Senado; ellos, los de la Gürtel, la Púnica, los de Quality Food; ellos, los de Bárcenas; ellos, el primer partido de la democracia que está siendo investigado como tal por corrupción, así de crudamente, no van a acobardarme. Más bien siento que dan muestra de su propia debilidad, más bien creo que exhiben su miedo con cada querella, con cada multa. Si tengo que pagarla, la pagaré sin tocar un solo euro del Ayuntamiento. Creo que les molesta terriblemente que les hayamos aguado la fiesta de la "democracia" formal en la que nunca creyeron", concluye el alcalde de Cádiz.