Publicado: 19.10.2014 17:47 |Actualizado: 19.10.2014 17:47

El alcalde de Oviedo carga contra la Marcha de la Dignidad hacia los Príncipe de Asturias

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El alcalde de Oviedo, Agustín Iglesias Caunedo (PP), ha cargado este domingo contra las Marchas de la Dignidad que confluirán el próximo jueves en Oviedo frente a los premios Príncipe de Asturias para protestar contra las políticas de austeridad.

Caunedo, que ya intentó impedir la protesta ocupando con dos exposiciones la plaza frente al teatro Campoamor, donde se entregarán los Premios, así como la calle adyacente, ha afirmado que las personas que pretenden "atacar" a los Premios "no están haciendo justicia ni una revolución, simplemente están construyendo desde la rabia".

"No están haciendo justicia ni una revolución, solo construyen desde la rabia", dice Caunedo"A cualquier persona de cualquier ciudad del mundo, sin duda, le extrañaría, le dolería y le movilizaría, para impedirlo, que alguien se atreviera a intentar boicotear una ceremonia como esta que tanto bien supone para su ciudad, para su región y para su país", opina en una carta publicada en el diario regional La Nueva España. 

El alcalde defiende en el texto que los Premios son "una bendición" para Asturias y para Oviedo y que no hay que no se puede tolerar que alguien intente convertirlos en "instrumento" de sus protestas. "Con ello lo único que se conseguirá es dañar la imagen de Asturias y de Oviedo", ha denunciado.

"No hay peor imagen para un país que la desigualdad e injusticia social", contestan los activistasLos activistas, por su parte, ven "lógico" que "los representantes de las políticas" que ellos denuncian carguen contra sus actividades. "No hay peor imagen para un país que la desigualdad e injusticia social que provocan las políticas neoliberales que él y su partido están impulsando", sostiene en declaraciones a este medio Óscar Vega, miembro de la asamblea 22-M de Asturias. 

"¿Qué se puede esperar? Solo demuestra, una vez más, su poco talante democrático", asevera el activista, que recuerda que su protesta en ningún caso es contra los premiados. "Seguir hablando de Marca España, con loa que está cayendo, el nivel de paro que hay, de injusticia social, los recortes en educación, en sanidad... ¿Qué sentido tiene?", se pregunta Vega.