Publicado: 11.12.2015 17:35 |Actualizado: 12.12.2015 07:00

Las amistades rusas del comisario de Benidorm

Diferentes organizaciones sociales denuncian las relaciones del comisario Juan Carlos Hernández y un entramado societario dedicado al turismo, en una ciudad que tiene el mayor índice de criminalidad de España según el Ministerio del Interior.

Publicidad
Media: 3.18
Votos: 11
Comentarios:
El comisario Hernández Muñoz y Alexey Shirikov.

El comisario Hernández Muñoz y Alexey Shirikov.

MADRID.- El informe reservado elaborado por el Ministerio del Interior, al que ha tenido acceso Público, señala las graves deficiencias que hay en la comisaria de Benidorm (Alicante) no sólo en cuanto a infraestructura, como este medio desveló ayer. En la ciudad más turística de España se producen 105,58 delitos por cada 1000 habitantes, mientras las detenciones disminuyen cada año.

Por ejemplo, según este informe, no hay suficientes efectivos para proteger a las víctimas de violencia de género ni tampoco para cubrir otro tipo de delitos. Lo único que funciona a la perfección es la atención a los locales y al fomento del turismo, según se desprende de las conclusiones del auditor enviado por interior a la comisaría que dirige Juan Carlos Hernández Muñoz.



Desde hace un tiempo diferentes organizaciones sociales y sindicatos de la Policía Nacional, como la Unión Federal de Policía (UFP) o el Observatorio contra la Corrupción vienen denunciando el malestar de los agentes de la comisaria de Benidorm y “el trato de favor que dispensa este comisario a determinados establecimientos relacionados con un ciudadano de origen ruso o a terrazas sin licencia a las que suele acudir. Actuaciones que ponen en duda su mandato”, aseguran a Público las fuentes policiales consultadas.

Las últimas quejas se centran en las relaciones que el comisario Hernández Muñoz mantiene con el ciudadano de origen ruso, Alexey Shirikov. Se trata de un joven empresario que estudió en la Universidad de Alicante y que comparte una íntima relación de amistad con el jefe de la Policía Nacional en Benidorm. Tan estrecho es el vínculo que Juan Carlos Hernández asiste a los cumpleaños de los hijos de este empresario.

Alexey Shirikov, residente en Altea Hills, es administrador de varias sociedades mercantiles como Realty Lab Altea Hills o Almar Altea Europromociones, entre otras, radicadas en el levante pero cuyos accionistas finales están en Rusia, entre otras. Según explican a Público fuentes policiales, “desconocemos quienes pueden estar detrás de esas sociedades en su país de procedencia, si bien existe una vinculación con otros ciudadanos del este”.

Los mejores servicios

El comisario Hernández Muñoz hace y deshace en la comisaría de Benidorm a pesar de las denuncias de los sindicatos policiales. Uno de los casos más polémicos fue “cuando vendió relojes que al parecer adquiere fuera de Benidorm, anunciados en la página web de la Comisaria de Benidorm, al precio de 12 euros”. Aunque la UFP pidió su cese, la Dirección Adjunta Operativa de la Policía aún no le ha destituido.

Según denuncian policías de la comisaria de Benidorm, su amigo Shirikov “tiene un trato preferencial en la Brigada Extranjería y Documentación, concretamente en la expedición de NIES, documentos, que habitualmente son necesarios para cualquier transacción económica de inversión de ciudadanos extranjeros en España”.

Imagen de Alexey Shirokov.

Antes de que comenzaran las denuncias de la UFP o del Observatorio contra la Corrupción, según las fuentes policiales consultadas, “era habitual ver a Alexey Shirikov frecuentado en varias la galería de tiro de la comisaria, como tirador selecto que es. Ya no suele ir”.

Incluso en dos ocasiones, con motivo de la festividad del día de la Policía, este ciudadano ha sido galardonado con un premio concedido por la Dirección General de la Policía a propuesta del comisario Juan Carlos Hernández Muñoz.

No es el único amigo del jefe de la comisaria de Benidorm que ha sido galardonado. Los sindicatos denuncian que “sus partidas de cartas frente a la comisaria y las copas habituales con determinados policías conocidos por actuaciones profesionales censurables, igualmente están generando un desencanto generalizado entre los funcionarios. En el presente año, dos de sus habituales compañeros de cartas, el oficial Javier Alarcón y el policía Iván Pascasio, fueron propuestos para medallas”. Al primero de ellos, se la han concedido.

Etiquetas