Publicado: 26.11.2014 15:01 |Actualizado: 26.11.2014 15:01

Ana Mato y familia: Regalos, viajes, payasos y fiestas por 31.580 euros

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz, en su auto que cierra la pieza troncal del caso Gürtel y sienta en el banquillo a 43 personas, detalla los regalos que el que fuera alcalde de Puzuelo, Jesús Sepúlveda, su exesposa, Ana Mato, y su familia recibieron de la trama. El texto señala que el entonces marido de Ana Mato,  recibió un total de 50.331,82 euros como regalos de la caja de B de la trama y en firma de servicios turísticos. De este dinero, Ana Mato se benefició directamente, así como los hijos del matrimonio y el personal doméstico, con 31.580,99 euros.

Los regalos comprenden desplazamientos en distintos medios de locomoción, así como alojamientos en hoteles de España, de los que se beneficiaron Sepúlveda y su esposa Ana Mato así como los hijos de ambos y otros miembros de su círculo familiar o doméstico. Estos viajes se facturaban bajo el concepto interno "Clientes Central", de forma que la deuda contable anotada a nombre de Sepúlveda era saldada con cargo a fondos provenientes de la Caja B de la organización.

Además de los viajes familiares, el magistrado Ruz detalla que hay 5.107,8 euros gastados por Mato y su familia. En concreto, 5.107 euros de un artículo de lujo de Louis Vuitton que recibió la ahora ministra de Sanidad; una fiesta de cumpleaños infantil, por importe 669,53 euros; otra fiesta con payasos, por 1.996,19 euros; así como la comunión de la hija, con un gasto que asumió la trama de 1.832,08 euros.

Además, el auto apunta que Jesús Sepúlveda, el exalcalde de Pozuelo, se benefició de la trama corrupta de Gürtel por un importe mínimo de 732.640,37 euros. El magistrado considera que Sepúlveda cometió diversos delitos de corrupción al aceptar estas dádivas de la organización. De este dinero, Sepúlveda recibió 449.017,254 euros en metálico "como mínimo" de la organización liderada por Francisco Correa y Pablo Crespo que entregaba dinero a altos cargos y políticos a cambio de contratos.

La trama regaló a Sepúlveda un Range Rover valorado en 83.000 euros y un Jaguar de 52.070 euros, según el auto de Ruz, magistrado del juzgado central 5 de la Audiencia Nacional. Por otro lado, la red de Gürtel financió la campaña electoral de Sepúlveda por un importe total de 111.864 euros en concepto de compra de material de oficina y electrodomésticos para la campaña, 60.000 euros en entregas en efectivo, pagos de los actos electorales que organizaba las empresas de Gürtel.