Publicado: 25.01.2016 23:59 |Actualizado: 25.01.2016 23:59

El Ayuntamiento de Girona exige que la Fundación Princesa de Girona cambie de nombre

Albert Ballesta (CiU) vuelve a tomar posesión del cargo de alcalde y reivindica el "derecho a equivocarse" tras tener que repetir el acto de investidura por un defecto de forma.

Publicidad
Media: 5
Votos: 1
Comentarios:
El convergente Albert Ballesta toma nuevamente posesión del cargo de alcalde de Girona. / EFE

El convergente Albert Ballesta toma nuevamente posesión del cargo de alcalde de Girona. / EFE

GIRONA.- El Ayuntamiento de Girona ha condicionado su participación en las actividades que organiza la Fundación Princesa de Girona (FPdGi) a que ésta atienda la petición de cambio de nombre que contempla la moción presentada por ERC-MES y CUP que ha sido aprobada hoy por el pleno de esta ciudad.

La propuesta, que contempla también que se anule el acuerdo plenario que condecoró a Felipe VI con la medalla, bastón y espadín de la capital gerundense, ha salido adelante gracias a los ocho votos a favor de los partidos que la respaldaban y de las abstenciones de los diez concejales de CiU y los cuatro del PSC.

En contra de la moción, cuyo contenido se hará llegar a la Casa Real y a la FPdGi y que reclama también al Estado de España que retire esta distinción que ahora ostenta Leonor, se han posicionado los dos representantes de Ciudadanos y la del Partido Popular.

La portavoz de ERC-MES, Maria Mercè Roca, ha recordado que el Ayuntamiento aprobó en 2014 que el título de Princesa de Girona no representa a la ciudad y ha abogado por un cambio del nombre de la fundación por el del ministro republicano Carles Rahola.

Tanto Roca como Lluc Salellas (CUP) han elogiado el trabajo que realiza la FPdGi, aunque éste último ha sido especialmente crítico con la monarquía española. Esa opinión ha merecido la intervención de la portavoz popular, Concepció Veray, quien ha acusado a Salellas de "escupir veneno" y de otorgarse la representación "de todos los gerundenses", a la vez que de defender un "sectarismo puro y duro".

Veray ha considerado que la moción impone el nombre a fundaciones privadas con la amenaza de que el Ayuntamiento no colaborará con ellas "y estas imposiciones recuerdan mucho al pasado".



Toma de posesión de Ballesta

El convergente Albert Ballesta ha tomado nuevamente posesión del cargo de alcalde y ha reivindicado el "derecho a equivocarse", tras tener que repetir el acto de investidura del pasado viernes por un defecto de forma en el juramento realizado aquel día. Ballesta siguió entonces la fórmula recomendada por la Asociación de Municipios por la Independencia (AMI), de carácter soberanista, pero obvió los términos que debían precederla para dar legalidad a todo el protocolo.

Advertido del error por los servicios jurídicos municipales, el ayuntamiento gerundense ha convocado para hoy un pleno extraordinario previo al ordinario, en la que se ha repetido la investidura. Ballesta ha recibido otra vez diez votos a favor, mientras que toda la oposición ha optado nuevamente por escribir en las papeletas el lema de "Girona quiere democracia" con el añadido de "y rigor" y el PP ha respaldado a su candidata.