Publicado: 15.02.2014 18:47 |Actualizado: 15.02.2014 18:47

Barcina respalda a su consejera de Hacienda y niega la corrupción en Navarra

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Con el Gobierno de Navarra acosado por un caso de corrupción que amenaza con hacerle caer y llevar a elecciones anticipadas, la presidenta Yolanda Barcina, se defiende con uñas y dientes y niega con vehemencia lo que para algunos es indudable. "No hay corrupción en UPN ni en el Gobierno de Navarra. Aquí lo que se está corrompiendo a nivel nacional es el nombre de Navarra. Y no vamos a permitirlo", aseguró Barcina ante los cargos públicos y los representantes de los comités locales de su partido, UPN.

La reunión de UPN en Tafalla se convocó para analizar la situación generada a raíz de las acusaciones de "injerencias" vertidas por la exdirectora gerente Idoia Nieves contra la consejera de Economía, Lourdes Goicoechea y que ha puesto en jaque al Gobierno navarro. En realidad fue un "prietas las filas" en toda regla, un motivo para insuflar ánimos a los suyos. Así que la presidenta navarra mostró su total respaldo a la consejera de Economía, Lourdes Goicoechea, quien por su parte anunció que no va a dimitir.

El acto comenzó con incidentes a las puertas del hotel donde se celebra la reunión: decenas de personas recibieron con abucheo, insultos y algún que otro empujón a los consejeros del Gobierno y demás afiliados de UPN al grito de "chorizos" o "ladrones".  Otras personas aguardaban la llegada de los cargos de UPN con carteles en los que se leía Corruptos fueras de Navarra, UPN kanpora y otros con el logo de Bildu de Tafalla. El mayor momento de tensión se vivió a la llegada de la presidenta del Gobierno foral, Yolanda Barcina. Tras ella, llegó la consejera Lourdes Goicoechea arropada por distintos consejeros del Gobierno. Uno de los afiliados de UPN fue agredido y recibió un puñetazo por parte de uno de los congregados.

Ante la situación, estaba previsto que la reunión se celebrara a puerta de cerrada sin la presencia de los medios de comunicación, pero ante los incidentes registrados a la entrada del acto la formación regionalista decidió permitir la entrada a los periodistas.

Al término de la reunión, Barcina lamentó los incidentes registrados a la entrada. La presidenta de Navarra consideró que con las agresiones e insultos a los cargos de UPN "se ha visto el fascismo auténtico". "Hoy hemos podido ver eso que algunas personas llaman el cambio, hemos visto el fascismo auténtico a la entrada de esta reunión para coaccionar, amedrentar y que no haya libertad en Navarra", declaró. "Tenemos más claro que nunca que vamos a defender con firmeza la libertad de expresión de todos los navarros y que no queremos coacciones", añadió.

Por otro lado, preguntada por la moción de censura anunciada por los socialistas si en la comisión de investigación se acreditan las acusaciones de la exdirectora de Hacienda, Idoia Nieves, contra Lourdes Goicoechea, la jefa del Ejecutivo foral dijo: "Lo que se está haciendo es un paripé para lograr un objetivo político, se está poniendo en cuestión la honorabilidad de Goicoechea sin pruebas justificadas. No se puede poner en cuestión ni el honor de una persona sin pruebas, ni la honorabilidad de Navarra".

"Roberto Jiménez comenzó la legislatura en el Gobierno de Navarra de coalición y va a terminar buscando una excusa para llegar a un acuerdo con Bildu", apuntó la líder regionalista. Preguntada por si se siente con fuerzas para encabezar la lista de UPN en caso de que finalmente se convoquen elecciones, Barcina contestó: "Nunca diré que el partido soy yo como dijo Roberto Jiménez".

Destacó que UPN "tiene unos órganos de dirección para decidir quién encabeza la lista electoral y lo haremos como siempre". "Como presidenta del partido tendremos la mejor lista electoral cuando toquen las elecciones. Ahora lo importante es desenmascarar esa trampa falsa que algunas personas han utilizado para justificar pasar una línea roja y presentar una moción de censura para cambiar el rumbo de la comunidad", concluyó.