Publicado: 13.05.2015 19:43 |Actualizado: 14.05.2015 07:00

Carlos Lesmes se acerca a Susana Díaz para perpetuar su control del poder judicial

Consigue que el Congreso aumente de cinco a siete los miembros de la Comisión Permanente con el fin de dar cabida al sector del 'susanismo' socialista.

Publicidad
Media: 3.50
Votos: 6
Comentarios:
El presidente del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Lesmes. /EFE

El presidente del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Lesmes. /EFE

MADRID.- El presidente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Carlos Lesmes, que fue aupado por el PP a este cargo ha dado un viraje para acercase a Susana Díaz, la líder socialista andaluza con la que habla con frecuencia, según fuentes jurídicas.

Lesmes ha realizado gestiones ante el PP y el Gobierno y este jueves conseguirá su propósito: ha colado en la reforma de la Ley Orgánica del Poder Judicial (LOPJ) un aumento de los miembros de la Comisión Permanente.

Lesmes ha convencido al Gobierno y ha incluido en la reforma el aumento de cinco a siete de los miembros de la Permanente.

Este órgano es el verdadero centro del poder, porque sus integrantes son los únicos que tienen dedicación exclusiva con sus ingresos mensuales de 6.000 euros. Estas dos nuevas plazas de verdadero poder van a ir a parar al PSOE.




Lesmes tiene intención de integrar en este centro de poder a Pilar Sepúlveda, la vocal próxima a Susana Díaz, la líder del PSOE andaluz. De esta manera, el presidente del CGPJ tiende puentes con la dirigente andaluza enfrentada con Pedro Sánchez, secretario general socialista.

Sus planes pasan por proponer para la otra plaza a Rafael Mozo, vocal nombrado a propuesta del PSOE también.

Con ambas designaciones, Lesmes consigue su propósito de dividir al sector progresista, el único que le ha hecho oposición y que ahora quedará mermado en tres vocales: Roser Bach, Clara Martínez de Careaga y Concepción Sáez, a las que se les suele unir Enrique Lucas, nombrado por el PNV.

Lesmes controla el poder judicial a través de la Permanente, donde suelen apoyarlo los dos únicos vocales elegidos a propuesta del PSOE: Álvaro Cuesta y Mar Cabrejas.

Fuentes judiciales no descartan que el objetivo de Lesmes sea preparar el terreno de cara a un vuelco electoral y para perpetuarse en el cargo cuando llegue la renovación del CGPJ en el año 2018.

Las mismas fuentes aseguran que Lesmes tiene tal sintonía con Susana Díaz que califican de inminente el que la Comisión Permanente no conceda a Mercedes Alaya la comisión de servicio que había pedido por seis meses para seguir instruyendo el caso ERE en el juzgado de instrucción número 6 de Sevilla.

Si la Permanente que controla Lesmes impide a Alaya continuar con la instrucción, la magistrada se tendrá que integrar en la Audiencia de Sevilla, plaza para la que ella había concursado. En su lugar, tomará posesión de forma inmediata en el juzgado de los ERE a Ángeles Núñez Bolaños, una juez especializada en Familia.

El sector progresista denuncia que Lesmes ejerce una dirección presidencialista del órgano de gobierno de la administración de Justicia. Su control es tan absoluto, que ni siquiera se les dejó acceder al expediente de Santiago Vidal, juez sancionado recientemente por elaborar un borrador de constitución catalana. Este sector tuvo que escribir sin datos su voto contrario a la sanción, y ha optado por llevar el caso ante el Tribunal Supremo.

La reforma suprime la obligación de que las mujeres presidan la Comisión de Igualdad. Su actual presidenta es crítica con Lesmes

Quita a las mujeres de la presidencia de Igualdad

El Pleno del Congreso sacará adelante previsiblemente este jueves esta reforma. Es ya la sexta modificación de la Ley Orgánica del Poder Judicial desde que el PP llegó al poder.

En la reforma, se elimina la obligatoriedad de que una mujer presida la Comisión de Igualdad. La actual presidenta de esta Comisión es Clara Martínez de Careaga, magistrada del Supremo y miembro del sector crítico a Lesmes.

Las comisiones se renuevan en teoría cada año, así que no es descartable que, con esta reforma, Lesmes busque desbancar a Clara Martínez de Careaga de este puesto en la próxima renovación ya que recibe de ella una fuerte oposición.

Es la única comisión, por cierto, en la que la reforma introduce la paridad en su representación, no así en el resto de las comisiones del Consejo.

Recientemente, Lesmes consiguió que la Comisión Permanente no fuera renovada con otros miembros de los 20 vocales que consta el CGPJ, en contra de lo que disponía el espíritu de la última reforma de esta ley.

Refuerzo en casos complejos

La reforma impulsada por el PP permite al CGPJ adscribir al juez que esté conociendo de una causa compleja otros jueces o secretarios judiciales para realizar exclusivamente labores de colaboración, asistencia o asesoramiento.

Asimismo, la reforma contempla medidas de especialización temporal de juzgados y de reequilibrio de la carga de trabajo de juzgados limítrofes o de una misma región así como medidas para introducir la comarcalización de los servicios de especialistas en materia de violencia sobre la mujer, como ocurre en el ámbito sanitario.

Los secretarios judiciales pasarán a llamarse letrados de la Administración de Justicia y se modifican los Institutos de Medicina Legal para convertirlos en órganos multidisciplinares con el fin de ofrecer una atención integral.

Por otra parte, el Pleno de la Cámara también avalará el proyecto de ley que regula el estatuto del miembro nacional de España en Eurojust, órgano de la Unión Europea (UE) encargado de reforzar la cooperación judicial.