Publicado: 05.10.2015 12:07 |Actualizado: 05.10.2015 12:11

Carmena romperá relaciones con las agencias de calificación que auditan la deuda madrileña

El Ayuntamiento no renovará en 2016 sus contratos con Standard & Poor's y Fitch, hasta ahora auditoras de la deuda municipal, ya que asegura que no se embarcará en nuevos proyectos faraónicos que requieran endeudarse más. Cobraban 120.000 euros anuales

Publicidad
Media: 4.44
Votos: 16
Comentarios:
La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, durante la rueda de prensa ofrecida hoy en el Ayuntamiento de la capital. /EFE

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, durante una rueda de prensa en el Ayuntamiento de la capital. /EFE

MADRID.- El Ayuntamiento de Madrid romperá relaciones con Standar & Poor's y Fitch, agencias de calificación hasta ahora encargadas de auditar la deuda municipal. Según ha anunciado este mismo lunes la Cadena Ser, la Concejalía de Economía y Hacienda del Consistorio que dirige Manuela Carmena ha decidido que no renovarán el contrato para auditar la deuda pública municipal en 2016. 

Hasta ahora, y según la emisora, las agencias se han embolsado en torno a 120.000 euros anuales desde 2004 por realizar estos trabajos, pero el Consistorio no tiene previsto seguir financiando estos servicios, ya que no pretende ejecutar nuevas políticas de ampliación de la deuda -asegura que no habrá nuevos proyectos faraónicos en la capital, como los que en su día desarrolló el alcalde y exministro Alberto Ruiz-Gallardón-.



El pasado jueves, el Ayuntamiento anunció una amortización de la deuda municipal de 365 millones de euros, que supondrá un ahorro de 31 millones de euros en intereses, y la propia alcaldes ha declarado en varias ocasiones que el Ayuntamiento está decidido a seguir pagando los casi 4.600 millones de euros de deuda municipal.

Sin embargo, y como se desprende las conversaciones entre la Concejalía que dirige Carlos Sánchez Mato y las auditoras hechas públicas por la Ser, las empresas insisten en mostrar su recelo hacia el Consistorio, dicen temer el impago de la deuda y recuerdan la buena sintonía que en su día mantuvieron con el equipo de Ana Botella, alcaldesa del PP a la que Carmena ha relevado en el cargo. Por contra, en las grabaciones es posible comprobar la tensión existente con las auditoras, con las que el Ayuntamiento mantuvo al menos dos reuniones sólo durante el pasado mes de septiembre. 

De hecho, la consultora S&P pregunta a su interlocutor del Consistorio si van a dejar de pagar la deuda, y la respuesta es rotunda: "Hablar al Ayuntamiento y preguntarle si va a incumplir la ley creo que es una pregunta capciosa. Nuestro objetivo no es incumplir la ley sino conocer lo que tenemos hasta ahora para ser lo más responsables posible con el dinero de los contribuyentes", explican, tal y como recogen los audios hechos públicos por la emisora del Grupo PRISA.

S&P confirmó como BBB el rating del Consistorio de la capital, en una escala en la que el máximo es AAA. Es común que los entes públicos y privados que emiten deuda contraten los servicios de este tipo de agencias, para contentar a los inversores, pero en este caso las empresas van un paso más allá. De hecho, en la conversación con Fitch, la agencia llega incluso a cuestionar la retirada de la subveción municipal de 61.000 euros a la Escuela de Tauromaquia de Madrid, criticada duramente por parte del PP y de algunas figuras del mundo taurino.