Publicado: 11.08.2015 12:30 |Actualizado: 11.08.2015 16:52

Carmona respira por la herida
y apoya la impugnación del
Congreso del PSOE de Madrid

El socialista considera "nulo" legalmente el Congreso en el que fue elegida Sara Hernández, afín a Pedro Sánchez, que tras hacerse con el control de la federación madrileña le apartó de su cargo como portavoz municipal.

Publicidad
Media: 5
Votos: 2
Comentarios:
Antonio Miguel Carmona votando en la asociación socialista de Chamberí en el Congreso del partido. EFE

Antonio Miguel Carmona votando en la asociación socialista de Chamberí en el Congreso del partido. EFE

MADRID.- El exportavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Madrid Antonio Miguel Carmona ha dicho que apoya la petición de un grupo de delegados socialistas madrileños para impugnar el Congreso Regional celebrado el pasado 31 de julio, al considerarlo "nulo" legalmente.

En un correo electrónico, Carmona advierte de la "nulidad legal" de este Congreso Regional Extraordinario, en el que se ratificó a la nueva secretaria general del PSOE-M, Sara Hernández, con un 55,49 % de apoyo.




"Estamos en presencia de un Congreso en el que hubo más votantes que delegados, en el que se transgredieron los estatutos y se llevaron a cabo actos nulos de pleno derecho", según Carmona. "O se soluciona la conculcación de derechos de los delegados, o la Ejecutiva regional debería dimitir", apunta en relación al Congreso Regional. "La movilización de delegados tiene todo mi apoyo en defensa de los derechos de los militantes", concluye en referencia a la presentación del escrito de impugnación.

El socialista fue cesado de su cargo de portavoz por parte de la nueva Ejecutiva del PSOE-M tras la celebración de este congreso, un hecho que el propio Carmona atribuyó a una división interna del partido.

Recurso al límite del plazo

Un grupo de delegados del PSOE de Madrid ha presentado en la sede de Ferraz (en el último día del plazo establecido) una treintena de escritos solicitando a la Ejecutiva federal la impugnación parcial del congreso extraordinario de los socialistas madrileños al estimar que el cambio de estatutos aprobado "vulnera los derechos de los militantes". En concreto, piden "que se anule la parte del congreso" relativa a este cambio, dado que los estatutos "no se pueden modificar sin que haya posibilidad de debate por la militancia" como ocurrió en el congreso.

Una vez registrados, los recursos deberán ser analizados por la Comisión de Garantías federal. El recurso solicita que la Comisión Ejecutiva Federal "suspenda la aplicación de las modificaciones estatutarias aprobadas en el congreso", en concreto las relativas al artículo 38 del estatuto del PSOE-M. También piden que la Ejecutiva regional haga "una nueva convocatoria para elegir a los miembros del Comité Regional o mantenga a los elegidos en el anterior congreso ordinario", mientras no se convoque otro.

"Todos los congresos que hace el PSOE son legales"

En respuesta a esta reclamación, el portavoz parlamentario socialista, Antonio Hernando, ha defendido que todos los congresos que hace el PSOE son "legales" y se realizan conforme a las normas del partido.

Fuentes del PSOE han señalado que este asunto no les preocupa especialmente al ser una cuestión interna "muy menor" y esperan que se reconduzca con el congreso que celebrará el PSOE-M el año que viene.