Público
Público

Catalunya González, Aznar y Zapatero hacen frente común contra el referéndum en Catalunya y lo comparan con Venezuela

En un foro organizado para celebrar las elecciones de 1977, los tres expresidentes muestran su rotundo rechazo a la consulta del 1 de octubre, que Felipe González califica como "un bodrio propio de Nicolás Maduro".

Publicidad
Media: 5
Votos: 1
Comentarios:

Los tres expresidentes del Gobierno intervienen en el foro '40 años de democracia' organizado en Madrid con motivo de las elecciones de 1977. | ZIPI (EFE)

Los expresidentes del Gobierno Felipe González, José María Aznar y José Luis Rodríguez Zapatero han coincidido este miércoles en un rechazo rotundo al referéndum independentista que han anunciado los partidos soberanistas catalanes para el próximo 1 de octubre, a la vez que les han acusado de romper la convivencia en Catalunya.

"Antes que España, se romperá Catalunya", ha sostenido Aznar durante un foro organizado por Vocento que ha reunido a los tres expresidentes en un debate que ha estado protagonizado por el desafío independentista y la ley de referéndum presentada este martes.

Para González, esta presentación fue un "bodrio" realizado en un teatro que además sigue los pasos del Gobierno de Nicolás Maduro en Venezuela. "Intentar acabar con su Constitución para, si no gana por los votos, ganar por las botas", ha censurado tan sólo unos minutos antes de que Zapatero tuviera que abandonar la mesa redonda para viajar a Venezuela, donde actúa de mediador. "Ten cuidado", le había advertido irónicamente Aznar.

En este contexto, Felipe González ha defendido la necesidad de abrir el diálogo para abordar el conflicto catalán, una vía que puede "dar sorpresas", e incluso intentar lograr un consenso para una reforma constitucional. Sin embargo, Zapatero antes había pedido no poner demasiadas "expectativas" en que una reforma de la Carta Magna pudiera facilitar la solución.

Para Aznar, que se ha declarado "reformista convencido", primero se deben explicar las cuestiones que se deben reformar y si existe consenso para hacerlo. "Si no, no perdamos el tiempo", ha defendido.