Público
Público

Catalunya La reunión soberanista termina sin concretar aún la fecha de referéndum

La portavoz del Govern, Neus Munté, ha explicado este lunes que el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, ve en "vía muerta" negociar con el Gobierno de Rajoy sobre el referéndum.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Imagen de la reunión con representantes de los partidos que forman parte del Pacto Nacional para el Referéndum, excepto los comunes. | TONI ALBIR (EFE)

La portavoz del Govern, Neus Munté, ha explicado este lunes que el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, ve en "vía muerta" negociar con el Gobierno sobre el referéndum. "Invitarnos a dialogar en el Congreso el referéndum y decirnos que es innegociable. No hay mejor definición de vía muerta que eso mismo", ha afirmado Munté, que ha añadido: "De ninguna manera damos por muerta la vía del diálogo. Quien la da por muerta, porque no la ha querido nunca, es el Gobierno del Estado".

Munté lo ha explicado en rueda de prensa tras la reunión que han mantenido en el Palau de la Generalitat el presidente con representantes del PDeCAT, ERC, Podem, la CUP, Demòcrates y MES —formaciones partidarias de la consulta— para empezar a buscar el consenso sobre cómo organizar esta cuestión. 

Se especulaba antes de la reunión con la posibilidad que de la cumbre saliera una fecha y una pregunta para el referéndum, pero finalmente no ha sido así. Munté ha dicho que la fecha y la pregunta del plebiscito independentista se conocerá "sin dilación" en las próximas semanas. 

Munté ha criticado que es el Estado quien rechaza el diálogo sobre el referéndum y no la Generalitat, y ha expuesto que la reunión de este lunes quiere simbolizar que el presidente buscará la máxima transversalidad para organizar esta votación: "Es un compromiso irrenunciable".

La reunión, ha dicho Munté, ha finalizado "sin conclusiones" y ha servido para "intercambiar opiniones sobre la negativa formalizada por el Gobierno en diferentes momentos y formatos a lo largo de los últimos días".

La consellera de la Presidencia ha criticado "la gran ignorancia" del Ejecutivo central hacia la realidad catalana y su "menosprecio a la pluralidad que envuelve la propuesta del referéndum", y le ha advertido de que "hacer un referéndum es escuchar a la ciudadanía. Escuchar a los ciudadanos, votar, urnas, referéndum: son la misma cosa".

Paralelamente, ha criticado con dureza la ausencia de los comunes en la cumbre, que ha calificado de "chocante". "No entiendo que se rehúse la invitación del president a participar en la reunión y dialogar con todas las fuerzas favorables al referéndum y, en cambio, secunden la invitación de Rajoy a que acudamos al Congreso".