Público
Público

whatsapp Ciudadanos prohíbe a sus militantes criticar al partido en Whatsapp y Telegram

La formación naranja ya prohíbe e su reglamento "la creación de corrientes de opinión que busquen denigrar la acción de los órganos de partido o de sus cargos" en los canales internos de comunicación, ya sea a través de internet, como el correo electrónico, y la mensajería instantánea de texto, audio o vídeo. Ahora suma el Whatsapp y el Telegram

Publicidad
Media: 4.86
Votos: 7
Comentarios:

Albert Rivera habla en la sede de Ciudadanos. | J.P.GANDUL (EFE)

Es conocida la fobia de Ciudadanos a Whatsapp pese a que esta aplicación se ha convertido en una útil herramienta de comunicación política, junto al Telegram y las redes sociales; pero no es menos cierto es que con estas herramientas es más difícil controlar lo que dicen tus compañeros y el flujo de información. En el pasado la formación naranja ya ha tenido algún problema con el Whatsapp: hace algo más de un año Ciudadanos expulsó a uno de sus concejales en Avilés (Asturias) por llamar "puta vaga" a una compañera por Whatsapp, y también expulsó a 30 miembros de Ciudadanos de tras criticar en un grupo de WhatsApp a cargos del partido.

Así que para evitar más problemas, el partido que lidera Albert Rivera está decidido a limitar las críticas en Whatsapp y Telegam, según informa el diario El Mundo.

En su información, El Mundo recuerda que su reglamento, Ciudadanos ya prohíbe "la creación de corrientes de opinión que busquen denigrar la acción de los órganos de partido o de sus cargos tanto orgánicos como institucionales" en los canales internos de comunicación, ya sea a través de internet, como el correo electrónico, y la mensajería instantánea de texto, audio o vídeo.

Ciudadanos puede expulsar a aquellos que tenga una "discrepancia grave con la ideología, principios, o fines del partido, realizada durante actos de propaganda, reuniones públicas o a través de cualquier medio que garantice la publicidad del hecho".

En su reglamento de organización, Ciudadanos también incluye las directrices sobre el uso de los canales internos de comunicación telemática oficiales: se utilizarán para "informar y coordinar a los integrantes de los diferentes órganos, fomentando así la comunicación y coordinación de los miembros de cualquier órgano o grupo de trabajo interno del partido". "En ningún caso se podrán considerar o usar como grupos de debate", añade el reglamento naranja. 

El Mundo también informa de que el control por parte del partido naranja es total y absoluto, hasta el punto de que la Secretaría de Organización de Ciudadanos es quien crea los grupos de Whatsapp y quien gestiona las altas y las bajas.