Público
Público

Cataluña La CUP da un mes a Puigdemont para negociar y podría abandonar el Parlament

Anna Gabriel de la CUP reprocha al president que suspenda "la voluntad de dos millones de catalanes".

Publicidad
Media: 2.40
Votos: 5
Comentarios:

La CUP da un mes a Puigdemont para negociar y no descarta abandonar el Parlament. /EUROPA PRESS

El portavoz del Secretariat Nacional de la CUP, Quim Arrufat, ha exigido al presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, acotar en el tiempo los plazos para negociar con el Gobierno central: "Encontraríamos normal que fuera un límite de un mes más o menos".

En una rueda de prensa secundado con el resto de miembros del Secretariat, Arrufat ha dejado claro que la CUP recela de la decisión de Puigdemont de no haber declarado la independencia y proclamado la república como "estaba acordado".

Ha advertido al presidente de que la confianza de los 'cupaires' en el Govern ha quedado "tocada" y ha avisado de que trasladará a sus órganos la decisión de continuar o no con su actividad en el Parlament.

Anna Gabriel reprocha a Puigdemont que suspenda "la voluntad de dos millones de catalanes"

La diputada de la CUP en el Parlament Anna Gabriel ha advertido este martes al presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, de que no piensa renunciar a la república catalana, y le ha reprochado su discurso: "No podemos suspender la voluntad de dos millones" de catalanes que votaron 'sí' el 1-O.

En el pleno del Parlament, ha explicado que su preveía otro tipo intervención, en que iban a participar los 10 diputados, que en 10 idiomas iban a decir al mundo que el Parlament había proclamado la independencia de Catalunya, pero que la han cambiado después de que Puigdemont haya dicho que asume que Catalunya debe ser Estado pero que plantea suspenderlo unas semanas para dialogar.

"Ni nosotros ni mucha gente vamos a renunciar. No hay derrota que valga. Estamos dispuestos a defender la república catalana. En el nombre de las personas que llevan un nuevo mundo en el corazón, seguiremos luchando por la república", ha sentenciado Gabriel, cuyo grupo ha llegado tarde al pleno tras una reunión de última hora con Puigdemont y JxSí.

Considera que no se pueden suspender los efectos de la independencia, y menos en virtud de una negociación y una mediación con el Gobierno central: "¿Negociación con quién? ¿Con el Estado que sigue persiguiéndonos y amenzándonos, que despliega sin vergüenza cuerpos policiales y militares, y que azuza a la ultraderecha y nos niega derechos?".

Gabriel ha argumentado que la proclamación de la república catalana sería además una "herramienta de negociación" para conseguir un diálogo de igual a igual con el Estado, pero advierte de que sólo se puede dialogar con un interlocutor que reconoce derechos, incluido el de autodeterminación.