Publicado: 18.10.2016 18:46 |Actualizado: 18.10.2016 18:46

El derecho a sindicación para los guardias civiles se topa con la oposición del PSOE en el Congreso

Unidos Podemos, mediante el guardia civil en excedencia Juan Antonio Delgado, diputado de la formación, ha presentado una PNL contra la que se han posicionado del PP y el PSOE

Publicidad
Media: 3
Votos: 4
Comentarios:
Manifestación de guardias civiles en 2010 para reclamar mejoras en la jornada laboral. EFE

Manifestación de guardias civiles en 2010 para reclamar mejoras en la jornada laboral. EFE

MADRID.- Unidos Podemos no ha conseguido sacar adelante este martes en el Congreso su proposición no de ley a favor de permitir la existencia de sindicatos dentro de la Guardia Civil, una reivindicación histórica que han ligado a otra reclamación para derogar la aplicación del código militar en este cuerpo.

Los 23 votos en contra y cinco abstenciones —frente a nueve votos a favor— han tumbado la iniciativa defendida por el diputado Juan Antonio Delgado. El representante de Podemos ha reprochado al socialista Antonio Trevín la falta de apoyo a esta proposición y la inclusión en el orden del día de la Comisión de Interior de otra iniciativa socialista en la que, en paralelo, se abogaba por otorgar mayores derechos a la Guardia Civil.

"Es un brindis al sol, una inconcreción, papel mojado, más de lo mismo", ha defendido Juan Antonio Delgado, quien ingresó con 21 años en la Guardia Civil, en alusión a la propuesta del PSOE. El diputado de Podemos ha recordado que cuando este partido ha gobernado "amenazó" a agentes del Instituto Armado. "Sindicatos sí y aplicación del código militar no", ha enfatizado.

El PP ha conseguido votar por puntos la PNL del PSOE  y, de esta forma, hacer constar que los socialistas apoyan la "naturaleza militar" de la Guardia Civil

Trevín ha reconocido que el PSOE "nunca" ha planteado que pueda haber sindicatos en la Guardia Civil pero sí "asociaciones con plenos derechos". Su proposición de ley, por tanto, obviaba este extremo y se centraba en censurar los recortes del Gobierno en seguridad, con 20.000 guardias civiles menos en las calles y con "más robos y homicidios".

El portavoz del PSOE en la Comisión de Interior ha recitado el himno de la Guardia Civil para cuestionar al Gobierno de Mariano Rajoy por "hacer cualquier cosa menos honrarla". "Con su contrarreforma dificulta el derecho a la asociación", ha expuesto, denunciando el "claro objetivo de hostigar" a representantes de estas organizaciones.

La crítica del socialista también ha incluido las dificultades para la conciliación laboral de los agentes, llegando a calificar de "nefastos" tanto al director general de la Guardia Civil, Arsenio Fernández de Mesa, como al de la Policía, Ignacio Cosidó.

El PP ha conseguido que la proposición no de ley del PSOE se votara por puntos y, de esta forma, hacer constar que para este grupo es necesario que prevalezca la "naturaleza militar" de la Guardia Civil, "un ejemplo estudiado y que otros países quieren para sí". La Comisión de Interior comenzó con una declaración a favor de los agentes del Instituto Armado agredidos en Alsasua (Navarra), respalda por todos menos ERC y Bildu.



El mero debate es un "paso histórico"

Pese a que la PNL en pro del derecho de sindicación en la Guardia Civil no ha salido adelante, la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC), mayoritaria en el cuerpo, considera que "el hecho de que el derecho de sindicación en la Guardia Civil se haya debatido en el Congreso constituye un gran paso en su aspiración de lograr este derecho fundamental para los trabajadores del cuerpo". A su vez, rechaza la "propuesta edulcorada" del PSOE, afirmando que solo plantea "un maquillaje para que todo siga igual". 


La AUGC rechaza la "propuesta edulcorada" del PSOE, afirmando que solo plantea "un maquillaje para que todo siga igual"

En un comunicado, la asociación ha querido recalcar que "solo dos de los grupos parlamentarios se han manifestado en contra de esta PNL", lo que, en su opinión, "constituye una muestra muy reveladora de cómo la reclamación de AUGC va calando en la sociedad española, que a estas alturas descubre atónita cómo a los trabajadores encargados de velar por sus garantías ciudadanas se les niegan precisamente algunos de esos mismos derechos".

La AUGC, que tiene unos 33.000 afiliados entre los 65.000 agentes del cuerpo, ha emitido un manifiesto en favor del derecho de sindicación en el cuerpo, al que se han adherido otras asociaciones de los cuerpos de seguridad del Estado de la policía o militares, así como asociaciones de defensa de los derechos humanos. 

Escoltas "ángeles de la guarda"

El Grupo Popular ha sacado adelante su única proposición no de ley presentada en la Comisión de Interior, concretamente una defendida por Mari Mar Blanco para perfeccionar la coordinación entre las fuerzas de seguridad del Estado y la Policía Local. Ha contado con dos abstenciones y los mismos apoyos que rechazos (17), por lo que ha prevalecido la ponderación del voto.

No obstante, el PP se ha quedado solo en su defensa de la Ley de Seguridad Ciudadana o en la reprobación al ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz. A pesar de las discrepancias, ha conseguido que salieran adelante transaccionales para sumarse a la propuesta del PSOE a favor de la reinserción laboral de los escoltas que se quedaron en paro tras el fin de ETA, un colectivo que la diputada Zaida Cantera ha definido como "ángeles de la guarda".

Cantera ha criticado que el Gobierno incumpliera su promesa de forzar a las empresas privadas que se hicieron cargo de la seguridad perimetral de las prisiones a que contrataran a antiguos escoltas. En lo referente a prisiones, Ciudadanos ha conseguido el apoyo mayoritario --34 'sí' y tres abstenciones-- para integrar a estos funcionarios en el protocolo de actuación frente a la violencia en el trabajo que es común en la Administración General del Estado.