Publicado: 04.07.2014 10:29 |Actualizado: 04.07.2014 10:29

Diego Torres se querellará contra su cuñado, el excontable de Nóos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El exsocio de Iñaki Urdangarin, Diego Torres, ha acusado al excontable de Nóos, su cuñado Marco Antonio Tejeiro, de mentir cuando le atribuye prácticas corruptas al frente del Instituto Nóos y ha anunciado que emprenderá acciones penales contra él.

Fuentes judiciales han informado de que la defensa de Torres ha registrado un escrito en el juzgado de instrucción 3 de Palma en el que niega las acusaciones del hermano de su esposa y le amenaza con una querella.

Marco Antonio Tejeiro ha detallado a la Fiscalía Anticorrupción cómo Torres y Urdangarin organizaron una red empresarial en torno al Instituto Nóos para lucrarse con la organización de eventos para administraciones de la Comunidad Valenciana y Baleares por los que cobraban mucho más de lo que costaban.

Les atribuye además falsificación de facturas, fraude a la Hacienda Pública e incluso la formalización de contratos de trabajo falsos que utilizaban para embolsarse los salarios que supuestamente pagaban a empleados inexistentes.

Mediante un escrito, el abogado de Torres recalca que Tejeiro "miente, y lo sabe", y asegura de forma tajante que "lo que dice con relación a mi defendido es, en el mejor de los casos, falso, absolutamente falso, y ese imputado lo sabe". Además, vuelve a involucrar a la infanta: las contrataciones simuladas, señala, "es algo que alcanza única y exclusivamente a Urdangarin y a su esposa, vocal del Instituto Nóos, por cierto".

También el abogado de Urdangarin ha dicho que estudia si denunciará al excontable de Nóos por sus acusaciones. "Vamos a ver qué pasa hoy. En función de lo que pase hoy valoraremos", ha dicho.

La confesión de Tejeiro, hermano de la esposa de Torres, en la fase final de la instrucción del caso Nóos podría alterar el curso del procedimiento, ya que el juez Castro se está planteando llamarle a declarar, a pesar de que el pasado día 25 dictó el auto de pase a procedimiento abreviado en el que imputó a 16 personas, entre ellas la infanta Cristina.