Publicado: 16.04.2014 12:35 |Actualizado: 16.04.2014 12:35

Las encuestas dan la victoria en las europeas a los conservadores

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Partido Popular Europeo (PPE) adelanta a los socialistas europeos (S&D) y ganaría las elecciones a la Eurocámara del 25 de mayo con 222 de los 751 escaños en juego frente a 209 escaños, según la última proyección publicada este miércoles por la organización VoteWatch y la consultora Burson-Marsteller a partir de diferentes encuestas nacionales.

Se trata de la primera vez que los conservadores se sitúan por delante de los socialistas desde que empezaron estas proyecciones hace dos meses. La primera proyección, que se publicó el pasado 19 de febrero, situó al PPE con 200 escaños y otorgó al S&D un total de 217.

El motivo, según los autores del estudio, es que ha habido un importante aumento del apoyo a los partidos del PPE en Polonia, "quizá relacionado con la inseguridad como resultado de la crisis en Ucrania". Los conservadores también han avanzado en Francia, mientras que los socialistas han caído ligeramente en Austria, Bulgaria, Hungría, Polonia, Francia y Grecia.

Estiman en un 25% las posibilidades de que los socialistas ganen al PPE

No obstante, la diferencia entre los dos principales grupos es todavía "razonablemente pequeña" teniendo en cuenta los márgenes de error. De hecho, los autores estiman que todavía hay un 25% de posibilidades de que el grupo S&D acabe derrotando al PPE.

En conjunto, los tres principales grupos de la Eurocámara -populares, socialistas y liberales- verán caer considerablemente su representación desde el 72% de todos los eurodiputados en el actual Parlamento al 65% en el que salga de los comicios del 25 de mayo.

Los liberales obtendrán 60 escaños, Izquierda Unitaria será el cuarto mayor grupo con 53, y le seguirán el grupo en el que están los conservadores británicos (42 escaños) y los verdes (38 escaños).

La francesa Le Pen y el holandés  Wilders recogerán apoyos de varios paísesLas últimas encuestas apuntan a que la líder del Frente Nacional Marine Le Pen y el dirigente ultra holandés Geert Wilders tendrán bastantes eurodiputados de un número suficiente de países como para formar un grupo político propio de extrema derecha, que tendría aproximadamente 38 miembros de siete Estados miembros. Este grupo incluiría al partido austríaco FPÖ, al belga Vlaams Belang, al italiano Liga Norte, al eslovaco SNS y al sueco SD.