Público
Público

Moción de censura en Madrid Espinar: "Señora Cifuentes, el tiempo de los corruptos en Madrid ha terminado, esta vez sí"

El portavoz de Podemos en el Senado pronuncia un duro discurso impugnatorio de la acción de Gobierno del PP y repasa los casos de corrupción que salpican al partido, incidiendo en el informe de la UCO que pide la imputación de Cifuentes. El ambiente en la Asamblea de Madrid es de expectación, con decenas de medios de comunicación siguiendo el pleno, y con reproches constantes entre PP y Podemos.

Publicidad
Media: 2.57
Votos: 7
Comentarios:

El secretario general de Podemos en la Comunidad de Madrid, Ramón Espinar, durante su intervención en el Pleno de la Asamblea de Madrid en la moción de censura presentada contra la presidenta regional, Cristina Cifuentes. EFE/Mariscal

"Señora Cifuentes, el tiempo de los corruptos en Madrid ha terminado, esta vez sí". El portavoz de Podemos en el Senado y diputado autonómico, Ramón Espinar, ha defendido este jueves la moción de censura a Cristina Cifuentes presentada por su grupo en la Asamblea de Madrid. Espinar ha llevado la parte impugnatoria de esta iniciativa, y ha cargado duramente contra el PP, acusándole de ser "un lastre para una democracia completa, para el avance democrático y el estado del bienestar", "una máquina de denigrar las instituciones".

A lo largo de 40 minutos, y tras comenzar con una cita de Theodore Roosevelt, Espinar ha desmontado la gestión del PP, acusándole de haber impulsado un modelo "basado en el saqueo de lo público" y de haber permitido la pérdida 17.000 asalariados en la CAM desde 2015. También les ha reprochado haber gobernado "atendiendo a los negocios de empresarios parásitos" y de haber desmantelado el sistema sanitario madrileño -"En materia de sanidad no tienen valores, tienen chequeras-".

Con un repaso a la corrupción del PP de Gürtel a Púnica, pasando por capítulos como el SMS del ministro de Justicia, Rafael Catalá, al expresidente de la CAM hoy encarcelado por el caso Lezo, Ignacio González -deseando que se cerraran "los líos"- el portavoz de Podemos en el Senado ha recordado también los pelotazos urbanísticos, como la Ciudad de la Justicia, que se ha tragado 105 millones de euros de dinero público.

Siguiendo con el relato, Espinar ha situado a Cifuentes en el epicentro de la acción política de los Gobiernos del PP en la CAM, y la ha acusado de ser "corresponsable de las tropelías del Partido Popular". "Usted ha estado aquí sentada siempre, desde hace 27 años, las ha visto pasar todas por aquí", apostillaba, recordando el informe de la UCO que pide su imputación por la adjudicación irregular de contratos de la Asamblea al empresario Arturo Fernández, también donante confeso del PP. "Mientras Cifuentes decretaba el fin del tiempo de la corrupción en la asamblea de Madrid la UCO la estaba investigando", apostillaba.

En esta línea, Espinar ha insistido en que presentar esta moción es un "imperativo ético" aunque no vaya a prosperar por falta de apoyos, y no un espectáculo, como afirma el PP. "No hemos venido a esta cámara a echar números, ya nos gustaría que nos salieran". "Es una moción para defender la democracia", apostillaba.

El ambiente en el pleno es tenso, y los reproches y acusaciones entre PP y Podemos, constantes. De hecho, no había transcurrido ni una hora antes de que comenzaran los rifirrafes.

Inmediatamente después de que acabara la intervención de Espinar, el portavoz del PP, Enrique Ossorio, pedía la palabra por alusiones para responder a las acusaciones de corrupción echando balones fuera. Señalando a los principales dirigentes de Podemos, presentes en la tribuna, Ossorio ha recordado el contrato de Íñigo Errejón con la Universidad de Málaga, la sanción provisional de Trabajo a Pablo Echenique por no pagar la seguridad social de su asistente. En su réplica, Espinar le afeaba que la única respuesta del PP es volver al relato de que todos tienen corruptos entre sus filas: "Lo mejor que pueden decir es que hay otros tan malos como ustedes".

Ruiz-Huerta: "Al Gobierno le molesta poco el saqueo de las arcas públicas"

Por su parte, la candidata Ruiz-Huerta comenzaba su intervención criticando el "rosario de prejuicios machistas, paternalistas y clasistas" vertido por Ángel Garrido. "Hay que ver lo que le preocupa al Gobierno de derechas el dinero público cuando se usa en una medida que les hace daño, y qué poco cuando se han dedicado a saquear las arcas de dinero público, un clásico de los liberales", apostillaba.

A lo largo de una hora, Ruiz-Huerta ha detallado algunas de las medidas del programa asociado a la moción, construido sobre la base de las propuestas con las que Podemos se presentó a las elecciones autonómicas de 2015. La desigualdad económica en la región, la brecha salarial o la tendencia del PP a poner a las "grandes constructoras por delante del interés público" han estado entre los ejes de un discurso en el que también ha defendido una reforma fiscal que incluya un impuesto a la riqueza, y en el que no han faltado alusiones a los desahucios o la corrupción.

En otro orden de cosas, la aspirante a suceder a Cifuentes ha reprochado a la presidenta la insuficiencia de la partida presupuestaria destinada a luchar contra la violencia machista, y el hecho de que una parte de la cantidad presupuestada a menudo "no se ejecute", y ha pedido un plan educativo contra el machismo en las aulas. La movilidad, la necesidad de una nueva ley de suelo o el "abandono" del medio ambiente por parte del PP -de las emisiones a la conservación de ríos y riberas, pasando por el agua- también han estado presentes en su intervención: "Sólo con lo que han hecho con el agua merecen la reprobación de todos los madrileños y madrileñas", añadía, en referencia a los escándalos en el Canal de Isabel II.

También ha reprochado a la presidenta y líder del PP que no la mirara a la cara durante su intervención. Entre aplausos de su grupo, Ruiz-Huerta ha afeado a Cifuentes esta actuación, y ha afirmado que este y otros ejemplos demuestran que "no está a la altura" del cargo que ostenta.

"Son ustedes indignos de continuar en el gobierno, más aún, son indignos de estar en ningún Gobierno", sentenciaba, afeando al PP que hayan concurrido a las elecciones "dopados" con dinero negro, según apuntan distintos sumarios. "Llegaron con trampas, comprando a dos diputados mafiosos, y luego han concurrido a todas las elecciones con dinero ilegal", zanjaba.

Tras su intervención, el portavoz del PP, Enrique Ossorio tomaba la palabra para incidir en que Podemos usa "un lenguaje" que "incita al odio y al rencor", propio de la "extrema izquierda y de la Unión Soviética", para después afirmar que Ruiz-Huerta ha "calumniado" al grupo del PP "con una mentira, con un objetivo político".

El PP responde que está "muy cortita de ideas y de programa"

En su réplica, Garrido ha asegurado que Ruiz-Huerta ha estado "muy cortita de ideas y de programa", que este programa cuenta con "pocas novedades". "Hay mujeres muy buenas políticamente, como Cristina Cifuentes, y muy malas, como Ruiz-Huerta". El vicepresidente de Cifuentes ha asegurado que Podemos quiere ejecutar una "obra de teatro", sin propuestas ni proyecto, sin dejar de citar a Venezuela, poniéndola como el ejemplo de régimen que a su entender sirve de modelo a Podemos.

"El discurso ha sido muy largo y ustedes usan frases hechas", apostillaba Ossorio. "Usan términos leninistas", insistía. "Parece que en Podemos les gusta más el juicio en la plaza pública que en los tribunales". "Les gusta el linchamiento en esta Asamblea".

Poco después, el diputado de Podemos Jacinto Morano tomaba la palabra para pedirle a Garrido -a quien se refería en una ocasión como "señor Trump"- que hablara "más de la Comunidad de Madrid que del Caribe". "No contestan a ningún argumento, sólo hacen ruido". "Estaba esperando que se sacaran el bombo que ayer le robaron a Manolo el del Bombo", apostillaba.