Publicado: 30.01.2014 16:16 |Actualizado: 30.01.2014 16:16

Extremadura limita el mandato de sus presidentes a 8 años

La ley consigue el apoyo de PP, IU y regionalistas. El PSOE se abstiene al entender que no contribuirá a que los ciudadanos vuelvan a confiar en la clase política

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Pleno del Parlamento extremeño ha aprobado hoy, con los votos a favor de PP, IU y CREx PREx, y la abstención del PSOE, el Estatuto de los Cargos Públicos de Extremadura, que, entre otras cuestiones, establece la limitación a ocho años de los mandatos del presidente de la comunidad autónoma, cargo que hoy ocupa el conservador José Antonio Monago. La nueva normativa se compone de 50 artículos y, entre otras cuestiones, define las figuras de alto cargo, autoridad pública, cargo público, personal directivo o personal eventual que desempeña funciones públicas vinculadas a la toma de decisiones en la acción de gobierno.

Es la segunda comunidad autónoma que limita el mandado de sus presidentes. La primera en adoptar esta medida fue Castilla-La Mancha.

El estatuto extremeño de altos cargos contempla, por primera vez, un régimen de infracciones y sanciones a las incompatibilidades de quienes ostentan un puesto público e incluye no solo la responsabilidad disciplinaria, sino también la económico-presupuestaria. Así, establece que las personas que incumplan algunos de los requisitos que contempla el estatuto no podrán ser nombradas de nuevo cargo público en un período que va de los cinco a los diez años.

En el debate de las enmiendas reservadas a pleno, el portavoz del PP, Miguel Cantero, ha vuelto a destacar que este estatuto refuerza la transparencia" y supone un "verdadero instrumento de regeneración política y democrática".  El diputado de IU Víctor Casco ha destacado también que la nueva norma elimina los a su juicio, "escandalosos privilegios" que mantenían los ex presidentes de la Junta, por lo que se suprimen las prestaciones económicas y materiales que estaban establecidas.

Por su parte, el parlamentario socialista Alfredo Escribano, ha insistido en que el estatuto se ha elaborado con demasiadas prisas y supone una "amalgama de datos". Ha incidido en que esta ley no contribuirá a que los ciudadanos vuelvan a confiar en la clase política y en ese sentido ha recordado que el consejero de Administración Pública, Pedro Tomás Nevado Batalla, ha reconocido que 23 actuales cargos del SES han concurrido a las oposiciones de la Junta.

Por parte del regionalista PREx-CREx, su portavoz, Damián Beneyto, sostiene que el nuevo estatuto no entra en lo fundamental y "busca claramente un titular", que es establecer que en Extremadura el presidente del Ejecutivo regional podrá permanecer en el cargo durante dos legislaturas, una limitación que él apoya que se extienda a todos los ámbitos de la política.