Publicado: 08.12.2013 11:00 |Actualizado: 08.12.2013 11:00

Feijóo: España "quiere estar" en la actualización económica de Cuba

El presidente de la Xunta se reúne con el 'número dos' del Gobierno cubano y dice que la "internacionalización" económica de España es un "modelo a tener en cuenta" para "mejorar el bie

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha destacado que en su encuentro con el presidente de Cuba, Raúl Castro, le ha animado a que prosiga "con su compromiso con la actualización de la economía cubana" y los proyectos empresariales en los que "está trabajando" el Gobierno cubano, que considera "una oportunidad que se abre" y en la que le gustaría que "pudiese estar" Galicia y el conjunto de España.

Feijóo ha destacado que hay "40.000 razones", en alusión a los gallegos residentes en la isla, para que Galicia se abra a Cuba y ha "comprobado que Cuba también se abre a Galicia", señalando que animó al presidente cubano a avanzar en la "mejora del bienestar" y "de generación de riqueza" a través de la actualización de los proyectos económicos y empresariales en los que está trabajando este Gobierno.

"En España nos ha ido bien", ha considerado, al respecto, el presidente gallego, quien ha recordado que este viernes se celebraba el Dia de la Constitución para ejemplificar el proceso de apertura a la democracia de España y de "internacionalización" económica como un "modelo a tener en cuenta" para "mejorar el bienestar de la gente", que es el "objetivo fundamental" de la política.

"Yo estoy convencido de que Cuba tiene una gran oportunidad y estoy convencido de que el pueblo cubano sabrá aprovecharla", ha considerado Núñez Feijóo, destacando que España es hoy "uno de los grandes países" exportando al resto del mundo. Por ello, ha apostado por que la política de internacionalización de la economía gallega explore vías de colaboración económica con Cuba, dando continuidad a la línea ascendente de relaciones comerciales registrada en los últimos meses.

"Tengo apreciado interés y ganas de trabajar juntos en diferentes proyectos económicos. Los emprendedores que se desplazaron aquí así lo constatan y están dispuestos a explorar posibilidades de negocio que sean seguras".

Sobre su visita a la isla, Feijóo considera que ha "saldado la deuda de gratitud y lealtad" con los 40.000 gallegos que residen en Cuba. Una cifra que irá "incrementando" una vez se desarrollen las modificaciones de la ley de Nacionalidad. "Y ese deber lo he intentado ejecutar y pagar la deuda de gratitud que tenemos con esta parte de Galicia que vive en la Habana y que vive en las provincias cubanas", ha incidido.

De hecho, ha asegurado que su "principal" petición a las autoridades cubanas es que "sean sensibles" a los problemas de la colectividad y "a las necesidades de las sociedades que la representan".

El presidente de Cuba, Raúl Castro, también se reunió con los máximos dirigentes de las fuerzas políticas españolas Izquierda Unida (IU), Cayo Lara, y el PCE, José Luis Centella, quienes han cursado una visita a la isla invitados por el Partido Comunista (PCC, único) del país caribeño. Según informó la televisión estatal cubana, Castro y los responsables de IU y el PCE sostuvieron un "amplio intercambio" sobre asuntos de interés nacional e internacional que no se precisaron en la información.

También coincidieron "en la voluntad de continuar fortaleciendo las relaciones de amistad y cooperación que existen" entre el Partido Comunista de Cuba, cuyo primer secretario es Raúl Castro, el PCE e IU.

Al encuentro con Raúl Castro también asistieron el secretario general de los comunistas de la región española de Andalucía, José Manuel Mariscal, la secretaria de Cooperación Internacional del PCE, Gloria Aguilar, el ministro de Exteriores de Cuba, Bruno Rodríguez, y el jefe de Relaciones Internacionales del PCC, José Ramón Balaguer.

Cayo Lara y José Luis Centella se encuentran en Cuba desde el pasado lunes en una visita que finalizó este sábado de acuerdo a agencias cubanas (los medios españoles acreditados en la isla no han tenido acceso a la cobertura de sus actividades).