Publicado: 24.06.2014 16:36 |Actualizado: 24.06.2014 16:36

Fernández Díaz: "Una Catalunya independiente sería pasto del terrorismo"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El ministro del Interior ha incidido hoy en el discurso del miedo iniciado por Mariano Rajoy contra el proceso soberanista en Catalunya. Si tanto el presidente del Gobierno como su número dos, Soraya Sáenz de Santamaría, advirtieron a los empresarios catalanes sobre las consecuencias económicas que tendría separarse del resto de España, ahora ha sido Jorge Fernández Díaz quien ha alertado de los peligros que correrían en cuanto a seguridad se refiere. "Sin el paraguas protector de las agencias internacionales en un mundo globalizado con amenazas globales, una Catalunya independiente sería fácilmente pasto del terrorismo y del crimen organizado", sentenció tras asegurar que todavía planea una amenaza de terrorismo yihadista sobre Europa.

Fernández Díaz, que tituló su intervención en el foro de ABC-Deloitte España, una nación segura y en libertad, anunció la aprobación de un inminente Plan Estratégico de Lucha contra el Radicalismo y aprovechó su comparecencia para arremeter contra el líder de Podemos por las declaraciones que éste realizó ayer sobre la banda terrorista ETA. "El terrorismo ha causado dolor, pero también tiene explicaciones políticas", sentenció Pablo Iglesias. "Reconocer el dolor causado por ETA es una obviedad, pero hay que decir que el terrorismo no tiene explicación ninguna", respondió el titular de Interior. Y añadió: "Con el discurso de Pablo Iglesias como solución, ETA seguiría aterrorizando a la sociedad española o habría conseguido su objetivo".

En este sentido, el ministro insistió en que el mérito del cese de actividad de la banda se debe a la derrota policial de ETA. "Hoy ETA son sus presos y muy poquito más; no le queda otra opción que la entrega de armas y anunciar su disolución", esgrimió. No obstante, incidió también en que "mientras no se disuelva, sigue viva", por lo que advirtió que "ni la Policía ni la Guardia Civil han abandonado ni abandonarán Euskadi".

Fernández Díaz culpa a la 'interpretación' que los jueces hacen de la reforma de la ley de justicia universal de la excarcelación de narcotraficantes

Además, frente al término puesto de moda por el eurodiputado, "casta, Fernández Díaz le devolvió el insulto: "Ese discurso es el de la caspa; es un discurso rancio, antiguo, casposo", criticó. Y, además, arremetió contra sus críticas —y la de otros diputados nacionales— al modo exprés con que el PP ha tramitado la ley de aforamiento del rey Juan Carlos. "Pablo Iglesias está aforado", aclaró tras reconocer que está "absoluta y radicalmente" de acuerdo con el blindaje de la familia real ante la justicia.

Con respecto a otras de las "principales preocupaciones" de su departamento —que centrarán la próxima cumbre del G-6 (reunión de los ministros del Interior de Alemania, Reino Unido, Italia, Francia, España y Polonia) que se celebrará mañana y pasado en Barcelona—el ministro aseguró que los 15.000 metros de valla antitrepa estarán instalados en Melilla antes de agosto y eximió al Gobierno de su responsabilidad en la excarcelación de narcotraficantes. Así, Fernández Díaz felicitó a los agentes que vigilan las fronteras por su trabajo en la lucha contra la inmigración irregular y defendió los límites a la ley de justicia universal. "España no puede ni debe ser el gendarme universal y único de la lucha contra el narcotráfico en el Atlántico", argumentó tras insinuar que la liberación de estos delincuentes se debe a la "interpretación" que algunos jueces hacen de la normativa.

Por último, Fernández Díaz se mostró "preocupado" por el "precedente" que han asentado los casos de El Gamonal y Can Vies, en los que los ciudadanos consiguieron hacerse oir por sus dirigentes políticos y que aceptaran sus reclamaciones. "Ceder al chantaje de los violentos y transmitir un mensaje a la sociedad de que con la vía de la violencia se pueden conseguir objetivos siempre es un mal negocio: si crees que ganas algo estás equivocado", opinó. "Es inaceptable, como ceder al chantaje de un secuestro", agregó. "Pan para hoy y hambre para mañana", concluyó.