Publicado: 20.02.2014 18:42 |Actualizado: 20.02.2014 18:42

Fernández Díaz sobre la tragedia de Ceuta: "Cumplir la ley no es tan fácil como se ve desde un sillón"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, ha arremetido este jueves contra los que "desde los despachos" han criticado la actuación de su ministerio, el máximo responsable político de la represión policial que padecieron el pasado 6 de febrero decenas de inmigrantes que trataban alcanzar las costas de Ceuta, unos hechos que arrojan ya un saldo de al menos 15 personas fallecidas.

"Desde los despachos (...) las cosas se ven muy cómodamente. Cuando estás sobre el terreno y quieres cumplir y hacer cumplir la ley en estas circunstancias tan difíciles, no es tan fácil como se ve desde un sillón muy cómodamente instalado", ha asegurado el titular de Interior en un encuentro con medios españoles en París, tras haber participado en una reunión con sus homólogos de Francia, Marruecos y Portugal.

Fernández Díaz ha considerado, además, que intentar aprovecharse políticamente de sucesos como el de Ceuta "no es propio de una política de Estado", y ha reclamado que una situación "tan compleja" como la migratoria se trate en España como tal. "Intentar sacar tajada de dramas humanos como el que se ha producido no es propio de una política de Estado", ha señalado.

El ministro respondía así a la pregunta sobre la petición lanzada por la Izquierda Plural, a la que se han sumado los grupos parlamentarios de CiU, PNV y Mixto, para que dimita por la tragedia de Ceuta, donde 15 inmigrantes subsaharianos fallecieron al intentar llegar a nado a la ciudad autónoma. "Si estamos pidiendo que la política de inmigración ha de ser una política de dimensión europea, hemos de empezar por hacer que sea una política de Estado", subrayó Fernández Díaz ante la prensa española.

El ministro sostuvo que esa postura ya era defendida entre otros por el expresidente José Luis Rodríguez Zapatero en 2006, y expresó su deseo de que se siga actuando "con la misma coherencia". Fernández Díaz aprovechó para expresar de nuevo su defensa a la Guardia Civil española, e indicó que la información disponible hasta el momento apunta a que "no hubo ninguna relación de causa y efecto entre su actuación y los fallecimientos, que lamentamos profundamente".