Público
Público

Fernando Suárez deja la Conferencia de Rectores tras ser acusado de plagio

El órgano que agrupa a los responsables de las universidades públicas insta al rector de la Universidad Rey Juan Carlos a que renuncie para que la polémica no afecte a la institución.

Publicidad
Media: 3.67
Votos: 6
Comentarios:

Fernando Suárez, el día de su toma de posesión. EFE

MADRID.- El rector de la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid (URJC), Fernando Suárez Bilbao, ha dejado su puesto como vocal en el comité permanente de la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE), después de haber sido acusado de supuestos plagios, según han informado fuentes próximas a la institución.

Suárez era hasta ahora uno de los cuatro vocales del Comité Permanente de la CRUE, "el órgano que gestiona y representa los intereses de la institución de acuerdo con las directrices de la Asamblea General", tal y como lo define la propia conferencia de rectores.

Este comité está formado por el presidente de la conferencia de rectores, cargo que ostenta ahora el rector de la Universidad de Extremadura, Segundo Píriz; dos vicepresidentes, un vicepresidente ejecutivo, cuatro vocales y la secretaría general.

Como ha adelantado El País, en un encuentro este jueves, el propio presidente de la CRUE le ha pedido a Suárez que renuncie al puesto que ocupa en este órgano permanente con el fin de que la polémica no salpique a la institución, y el rector de la URJC ha accedido a ello.

En un comunicado, la CRUE ha explicado que se trata de una decisión "de todo el Comité Permanente", y que se ha decidido que el rector Suárez abandone la vocalía para de este modo, "no perjudicar el prestigio de Crue Universidades Españolas".

Además, la Conferencia ha señalado que "rechaza plenamente el plagio en cualquier institución universitaria y científica, donde la generación de conocimiento es un valor que debe defenderse y garantizarse".

Hace dos días se pronunciaba la Conferencia de Rectores de Universidades Madrileñas (CRUMA) en la misma línea. Los cinco integrantes de la misma --sin contar con Suárez-- mostraban su "profunda preocupación" por las informaciones sobre el supuesto plagio.

Además, señalaban que la ciencia y el conocimiento avanzan "gracias a la socialización y puesta en común de las ideas y trabajos, para que puedan ser utilizados por otros, pero su uso debe ser adecuadamente citado y reconocido".