Publicado: 12.11.2014 11:41 |Actualizado: 12.11.2014 11:41

El fiscal investiga el gasto de más de 9.000 euros con el móvil municipal de tres ediles valencianos del PP

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Nueve mil euros. Esa es la cifra que presuntamente gastaron tres ediles del actual equipo de gobierno del PP en el Ayuntamiento de Benigànim, en Valencia, en aplicaciones de entretenimiento para teléfonos móviles.

Se trata del alcalde, Juan Antonio Puchades, suscrito a Movilisto, un portal de descarga de politonos, música, juegos, imágenes y vídeos, y los concejales Andrés Moscardó, que facturó más de 7.600 euros en tres meses, y Javier Sala, conectado a los servicios de entretenimiento de Dindo y SexyTV, este último de contenido pornográfico.

El PSPV-PSOE de Benigànim, tras examinar las facturas de Vodafone en varios períodos de 2013 y comprobar el consumo "desmesurado" en sólo tres meses, de julio a septiembre de 2013, denunció en abril de este año el consumo por parte de los ediles al detectar "usos privados" de los móviles que tienen asignados "en el ejercicio de sus cargos públicos". Ahora, la Fiscalía ha abierto diligencias de investigación sobre el posible uso «irregular» de los teléfonos móviles.

Por su parte, el alcalde Puchades alegó que la compañía telefónica reconoció que había sido un error y envió un escrito explicándolo, acompañado de la correspondiente bonificación en las facturas de los siguientes meses. Por ello, el PP se querelló contra uno de los concejales del PSPV por calumnias. La demanda está pendiente de juicio y será juzgada como una falta. Pero el deseo del Ayuntamiento es que sea considerado como delito, ya que, según Puchades, «él sabe que no se ha pagado ese dinero y que la compañía envió un escrito reconociendo el error pero sigue insistiendo».

Puchades explicó que el error se debió a que "estos dos concejales cambiaron de móvil y tuvieron el despiste de que el consumo de internet quedaba fuera de ese contrato y se gestionaron como privados. Pero aunque hubo ese consumo real, a nosotros la compañía no nos lo cobró nunca».

Aun así, los socialistas decidieron llevar el caso a los tribunales por la "falta de explicaciones convincentes por parte del equipo de gobierno de Juan Puchades. Aunque es cierto que las bonificaciones con la compañía telefónica han permitido que la cantidad final a abonar haya sido mucho menor, se han producido una serie de usos por los que sólo hemos recibido excusas pobres e insuficientes", según informa la prensa local.