Publicado: 16.04.2014 19:23 |Actualizado: 16.04.2014 19:23

La Fiscalía da otro año de paz a los ‘malvados’ de Gürtel

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Un año más de retraso. Y ya van cinco los transcurridos desde que saltó el escándalo. La Fiscalía tiene previsto recurrir la única pieza ya instruida de la red Gürtel ante el Tribunal Supremo, por lo que hasta dentro de un año los acusados no se sentarían en el banquillo. Mientras, echa toda la carne en el asador en la Audiencia Nacional, sobre todo en la instrucción de los papeles del ex tesorero del PP Luis Bárcenas, de tal manera que este juicio podría celebrarse en las puertas de las elecciones municipales y autonómicas de mayo de 2015.

La trama Gürtel tenía el pasado 31 de marzo su primera cita en el banquillo de los acusados, pero no hay forma de sentarlos todavía. Era la pieza separada sobre las contrataciones para el pabellón valenciano en Fitur, relacionada con una supuesta financiación del PP de Valencia. Allí se iban a sentar los jefes de la trama, con Francisco Correa, Pablo Crespo y Álvaro Pérez, el Bigotes a la cabeza.

El magistrado instructor, José Ceres, del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJCV) había culminado dos años de trabajo de esta pieza separada, la número 3. Es una de las seis que instruye en Valencia. Ceres hizo el trabajo duro, la instrucción de la pieza, con sus 34 tomos, pero una maniobra de última hora dejó en ese tribunal un mal sabor de boca: el de la utilización política.

 Estaba todo preparado para la vista oral del 31 de marzo: 43 sesiones de vista pública y 13 procesados entre ellos dos ex consejeras de turismo, la cúpula de Gürtel, el exjefe de gabinete de la Conselleria de Turismo Rafael Betoret, otros cuatro empleados públicos de la Generalitat....

Pero las dos diputadas autonómicas que iban a ser juzgadas -las exconselleras de Turismo Angélica Such y Milagrosa Martínez- renunciaron en el último instante a su escaño. Resultado: el TSJCV se vio obligado a suspender la vista cautelarmente y, ayer, dictó un auto en el que declara que el órgano competente es la Audiencia de Valencia, tras la pérdida del fuero.

Nada más difundirse este auto, la Fiscalía Anticorrupción divulgó que planeaba recurrir la decisión del TSJCV por esta cuestión de competencia. Argumenta que el juicio debe seguir celebrándose por la Sala de lo Civil y Penal de este tribunal, y no por la Audiencia de Valencia, ya que así lo decidió el Tribunal Supremo en su día.

Si la Fiscalía recurre finalmente esta decisión, la disputa sobre la competencia llegará al Tribunal Supremo para que dilucide a qué órgano corresponde juzgar la pieza de Fitur.

Es previsible que el Supremo no resuelva hasta después del verano, como pronto. Suele tardar de tres a cuatro meses en resolver las cuestiones de competencia.

Después, el órgano que sea declarado competente -la Audiencia de Valencia o el TSJCV- tendrá que señalar una nueva fecha de juicio. Por lo tanto, habría que sumar al menos otros tres meses más hasta que el juicio sea señalado de nuevo.

Entre recursos y vericuetos varios del calendario, los especialistas calculan que se tardará año y medio más antes de que la vista oral de la pieza de Fitur alcance de nuevo el estrado de un tribunal.

Mientras esto se produce en Valencia, el juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz avanza a velocidad de crucero en el tramo final de la pieza separada de Gürtel que afecta al ex tesorero del PP Luis Bárcenas, quien está imputado por delitos de cohecho, blanqueo de capitales y fraude fiscal.

La Fiscalía está muy concentrada en el caso del ex tesorero y el juez central de instrucción 5, Pablo Ruz, tiene muy avanzada la investigación del caso Gürtel, por lo que es es previsible que este juicio se celebre dentro de un año.

El juicio, con Bárcenas en el banquillo, comenzaría a las puertas de las elecciones municipales y autonómicas de mayo de 2015.

Ruz investiga las operaciones de la trama Gürtel en la Comunidad de Madrid, así como contratos de la organización en Toledo, Pontevedra, Jerez y La Rioja. Dentro del caso, mantiene abierta una pieza separada sobre los papeles de Bárcenas, relativas a la contabilidad B del PP con los delitos electoral y fiscal de fondo.

En Valencia, el magistrado José Ceres instruye la trama Gürtel en seis piezas separadas y ahora afecta a cinco aforados, después de la dimisión de las dos diputadas valencianas.

Participa en el debate:

http://WWW.QUONERS.ES/q/ley-financiacion-partidos-politicos