Publicado: 27.11.2013 15:45 |Actualizado: 27.11.2013 15:45

Garantías insta a la dirección de IU Madrid a rehacer su Ejecutiva integrando al sector crítico

El órgano de Arbitraje de la Federación regional acepta la impugnación de Frente Amplio y establece que el sector que sostiene al coordinador regional, Eddy Sánchez, ha vulnerado los derechos de la organización

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El sector crítico de Izquierda Unida en la Comunidad de Madrid (IU-CM), encabezado por las corrientes Cambiar IU-CM y Frente Amplio, debe tener una representación en la Ejecutiva de la Federación madrileña acorde a los apoyos que recibió en la IX Asamblea celebrada hace ahora un año, es decir, el 49% de los votos entre ambas. Así lo ha decidido la Comisión Regional de Arbitraje, Control y Garantías Democráticas en una resolución que supone un gran varapalo para la dirección encabezada por el coordinador regional, Eddy Sánchez, que tras su elección decidió apartarlos de todos los órganos de decisión abriendo un conflicto interno que ha llegado a salpicar a IU Federal.

El documento, que consta de siete páginas, es bastante claro a la hora de detectar que "ha habido una vulneración de derechos" dentro de la organización, "al no haber permitido pluralidad con la presentación de candidaturas alternativas" para conformar la Comisión Ejecutiva, "además de no haberse intentado el consenso y unidad con otras candidaturas si se hubiera permitido presentarlas". La resolución va más allá y recuerda a la dirección regional que estos "son principios básicos que deben regir a IU-CM".

De este modo, establece que si la Comisión Ejecutiva de IUCM está compuesta por un total de 29 miembros, 15 representantes deben corresponder a la vertiente de Sánchez por haber obtenido el 51% de los votos en aquella Asamblea, 11 miembros deben ser de Cambiar IU-CM y los 3 restantes del Frente Amplio (que tuvieron el 37% y el 12% respectivamente). 

Fueron precisamente los integrantes de Frente Amplio los que impugnaron la composición de la Ejecutiva y tras meses de negociaciones, careos e intentos de mediación ─ el último de ellos a principios de octubre─, se ha llegado a la resolución de Garantías, que algunos dentro de IU ven como una decisión sin precedentes y que supone una desautorización total a la actual dirección.

El pasado día 14, Sánchez se comprometió en persona ante Lara a integrar a Cambiar IU-CM y Frente Amplio en la Ejecutiva y tratar de reconducir la situación. Lo cierto es que en estas casi dos semanas no sólo no lo ha hecho sino que ha optado por no contestar a la enésima carta del sector crítico pidiéndole una reunión para acercar posturas.

El instructor de Garantías advierte desde el principio de la complejidad del caso y de que la resolución no puede hacerse únicamente atendiendo a lo que establecen los estatutos sobre la cuestión de la elección de la Comisión Ejecutiva puesto que encuentra contradicciones entre los artículos 12 y 17 pero insiste en que el hecho de que no se permitiera "la presentación de candidaturas alternativas, pudiera haberse vulnerado un derecho fundamental".

Llegados a este punto, decide que al no haberse conseguido un acuerdo durante la mediación entonces sólo puede basarse "en las entrevistas y manifestaciones realizadas tanto por los impugnantes como por la Dirección de IU-CM" y que por lo tanto, se trata de "un problema de entendimiento político y de desacuerdo en lo final y fundamental más que de interpretación de los Estatutos". Como la Presidencia de IUCM sí que se pactó de acuerdo a la proporcionalidad de las votaciones de la Asamblea, el instructor decide que ese debe ser también el criterio por el que se determine la composición de la Ejecutiva.

Garantías interpreta que además del mero hecho de la composición de la Ejecutiva, otro problema que subyace es el reparto de responsabilidades dentro de la misma, pero otorga al coordinador, en este caso a Sánchez, el poder para elegir un equipo de trabajo acorde a su línea de actuación.

Si bien la dirección regional aún podría recurrir la decisión a la Comisión Federal de Garantías, esta opción no parece muy viable y lo más probable es que esta resolución esté llamada a marcar un antes y un después en el devenir de IU-CM. Sánchez ha recibido en cuestión de un mes ya tres avisos de que debe respetar las reglas del juego. A la de hoy se le une la resolución de Garantías Federal obligándole a reconocer a Sara Porras como coordinadora legítima del Área de Mujer de IU-CM. Además, la dirección Federal le obligó a aceptar la creación de una comisión de armonización estatutaria al decidir que la nueva reglamentación, aprobada en una Conferencia a la que no asistió el sector crítico, choca en numerosos aspectos con los estatutos emanados de la X Asamblea de Izquierda Unida Federal.

Frente Amplio y Cambiar IU-CM han convocado este viernes en el Instituto Cisneros un debate que contará con la participación de numerosos militantes, activistas de los movimientos sociales e intelectuales, que tiene por lema 'Caminando por la izquierda'. El acto se enmarca dentro de ese proceso de convergencia puesto en marcha por IU para conformar un bloque político y social que se convierta en mayoría electoral.