Publicado: 21.05.2014 17:45 |Actualizado: 21.05.2014 17:45

El Gobierno blindará Madrid con hasta 2.000 efectivos de seguridad en el fin de semana futbolero y electoral

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El próximo fin de semana la jornada de reflexión y la cita electoral coincidirán con la disputa de la final de la Liga de Campeones y su celebración, lo que llevará a la activación de varios dispositivos de seguridad en Madrid en un fin de semana "maratoniano" para garantizar que todo transcurra con normalidad y en el que Interior y Delegación del Gobierno se coordinan para blindar la capital de España.

Así lo ha explicado a Efe la delegada del Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes, al ser preguntada por los dispositivos de seguridad previstos para los días 24 y 25, después de que la Junta Electoral Provincial de Madrid autorizase ayer las celebraciones programadas por el Atlético de Madrid y el Real Madrid.

Cifuentes considera muy positiva la decisión de la Junta Electoral, que según ha dicho "ha sido fruto del diálogo con los clubes y garantiza los derechos de todos". "Es una buena decisión y un dispositivo adecuado, y el hecho de que se abran los estadios (para ver el partido) indudablemente va a facilitar que esto se pueda hacer con orden", ha añadido.

La Delegación del Gobierno mantendrá activado el sábado y el domingo un gabinete de seguimiento, encabezado 'in situ' por Cifuentes, "para estar pendientes de todo" en un fin de semana "maratoniano absolutamente", en palabras de Cifuentes, a la que le habría gustado ir a Lisboa pero sabe que su obligación es quedarse trabajando, "al pie del cañón", lo que hace "encantada".

Por un lado, la Delegación coordinará el dispositivo de seguridad previsto para la celebración de la final, integrado por entre 1.500 y 2.000 personas entre policías, vigilantes de seguridad y efectivos de emergencias. En concreto habrá 1.000 policías -700 nacionales y 300 municipales-, 130 efectivos del Samur y numerosos vigilantes de seguridad de ambos clubes.

Cifuentes ha recordado que, según lo decretado por la Junta Electoral Provincial, el Real Madrid y el Atlético de Madrid abrirán sus estadios el sábado por la tarde para que los aficionados vean el partido.

Si gana el Atlético la celebración será el lunes, por lo que no interferirá en la jornada electoral, pero si lo hace el Real Madrid el equipo llegará de Lisboa tras el partido, celebrará la victoria en la Cibeles y luego hará una fiesta en el Santiago Bernabéu hasta las 04:30 horas, ya que después podría interferir en la cita electoral. El domingo, el club blanco no continuará la celebración hasta pasadas las ocho de la tarde, una vez cerradas las urnas y cuando el equipo de dirigirá al Ayuntamiento y a la Comunidad de Madrid, aunque sin saludar desde los balcones.

Al dispositivo de seguridad planteado para que las celebraciones futbolísticas transcurran sin incidentes hay que añadir el que se pondrá en marcha para que se cumpla la ley tanto durante la jornada de reflexión como en la jornada electoral, en la que trabajarán unas 3.000 personas en los colegios electorales y en la Delegación del Gobierno.

Se garantizará que los colegios electorales se constituyan, con el material y el personal necesario, se solucionarán las dudas y problemas que puedan surgir y se recabarán los datos de participación. Policías nacionales, locales y guardias civiles estarán también en los colegios electorales "para prevenir que se puedan cometer por parte de algunos grupos, como se está anunciando en redes sociales, algunos actos que van en contra de la ley".

"Estos actos supondrían una vulneración y una violación de lo que tiene que ser una jornada de votaciones electorales, durante la que no se pueden llevar a cabo concentraciones o manifestaciones que tengan carácter político", ha advertido Cifuentes a las personas que han llamado en Internet a concentrarse o manifestarse en algunos colegios.

Cifuentes ha hecho un llamamiento a las aficiones del Real Madrid y del Atlético para que celebren la victoria "de una manera absolutamente pacífica, como por otra parte suele ser habitual", ya que según ha relatado, los incidentes los provocan "grupos muy extremistas, pero pequeños".