Público
Público

El Gobierno culpa al Ateneo del ataque falangista que sufrió en el acto sobre el 9N

Al menos dos decenas de personas de ideología ultraderechista trataron de reventar un debate, organizado por 'Espacio Público', sobre la consulta soberanista en Catalunya. El Ejecutivo responsabiliza a los organizadores por "no establecer ningún control de acceso al público"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Incidentes en el Ateneo provocados por grupúsculos de extrema derecha-- EP

El pasado 3 de noviembre una veintena de falangistas e individuos de extrema derecha trató de reventar un debate celebrado en el Ateneo sobre la consulta soberanista que se celebraría el 9 de noviembre en Catalunya. Justo al comienzo del mismo, irrumpieron en la sala ondeando banderas rojigualdas y de la Falange al grito de "Viva España" y preguntando al público presente, entre los que se encontraban varios diputados, si lo que querían era "una nueva Guerra Civil". Tras ser identificados por la Policía, y tras varios intentos de volver a boicotear el acto, fueron expulsados del histórico edificio. 

Estos incidentes motivaron que el grupo parlamentario de Amaiur, concretamente el diputado Jon Iñarritu, preguntara al Gobierno por qué no evitó los incidentes ya que el boicot del acto fue anunciado por anterioridad por grupúsculos ultraderechistas como Falange y Alianza Nacional, entre otros grupos en diferentes redes sociales. 

 

La respuesta del Gobierno no se ha hecho esperar más. En opinión del Ejecutivo, la responsabilidad de este ataque recae en los organizadores del acto, es decir el Ateneo, porque "no estableció ningún control en el acceso del público a la conferencia". Así, la respuesta parlamentario refleja que la Policía comunicó al conserje del Ateneo la posibilidad de que "alguna persona, contraria a la conferencia, pudiese acceder y alterar el orden de la misma, sin que por parte de la organización se tomaran medidas al respecto". 

El Ateneo no estableció ningún control en el acceso del público a la conferencia", señala la respuesta parlamentaria

De esta manera, el Gobierno exculpa a la Policía de lo sucedido y explica cómo actuó el dispositivo de seguridad que Delegación del Gobierno había previsto para evitar que el acto fuera boicoteado por ultraderechistas señalando que los agentes policiales identificaron e invitaron a abandonar el lugar a un grupo de 25 personas con "evidentes signos de pertenecer a colectivos de extrema derecha". Así, la respuesta también detalla que la Policía identificó a los alborotadores y que éstos no son los mismos que los que atacaron la librería catalana Blanquerna en la Diada.

Reacciones

"Es increíble que culpen de los disturbios a los organizadores y no a los que fueron a destrozar el acto. Las personas que estuvimos allí pudimos apreciar el compadreo que había entre policías y ultraderechistas. Además, dicen que no son los mismos que los del ataque de Blanquerna, pero las fotos están ahí", denuncia en conversación telefónica con Público el diputado de Amaiur Jon Iñarritu, que estaba presente en el acto entre los miembros del público. 

El diputado independentista interpreta estos hechos como una muestra más de la connivencia de las fuerzas y cuerpos de seguridad con algunos grupúsculos de extrema derecha y denuncia la "doble vara de medir del Gobierno". "Hay protestas pacíficas que acaban a palos y cuando atacan personas de extrema derecha hay permisividad", asegura. 

El diputado de Amaiur interpreta estos hechos como una muestra más de la connivencia de las fuerzas y cuerpos de seguridad con algunos grupúsculos de extrema derecha

Uno de los diputados que protagonizaba el debate era Joan Tardà, de ERC, que califica la respuesta del Gobierno de "ridícula" e "insultante para el Ateneo". "Es muy ridículo. Estaban en sobreaviso de que podía haber ataques y había precedentes, y aún así los hechos acaecieron. ¿Cómo es posible que si estaban en sobreaviso, si conocían la posibilidad de un ataque sucediera lo que sucedió?", se pregunta Tardà, que recuerda que el acto fue interrumpido hasta en tres ocasiones. 

Mención aparte merece para Tardà que el Gobierno responsabilice a la organización de los incidentes. Para el diputado catalán es "insultante" que se mencione a "una institución de una tradición cultural como el Ateneo" como responsable de los hechos. "Al final terminamos aceptando como normal, algo que es una vergüenza", asegura Tardà. 

Acto sobre el 9-N

El acto sobre el 9-N celebrado en el Ateneo, y organizado por Espacio Público, citó a cinco fuerzas políticas y sociales, moderadas por el periodista Enric Juliana, para exponer sus puntos de vistas sobre el derecho a decidir en el Estado español. El acto contró con la presencia en la mesa de debate de Joan Tardà (ERC), Ferran Pedret (PSC), Joan Coscubiela (ICV), David Fernández (CUP), Gerardo Pisarello (Guanyem) y Beatriz Rilova (Podem).