Publicado: 02.09.2015 21:23 |Actualizado: 02.09.2015 21:30

El Gobierno exige a Mas que asuma
su responsabilidad "directa" en la corrupción de Convergència

La vicepresidenta acusa al jefe del Ejecutivo de Catalunya de "buscar culpables fuera" al señalar al ministro del Interior como inductor del registro de la sede de CDC.

Publicidad
Media: 2.33
Votos: 3
Comentarios:
La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría durante la rueda de prensa hoy en el Palacio de la Moncloa donde salió al paso de las declaraciones de Mas sobre el registro en las sedes de CDC y de su fundación.- EFE/JUANJO MARTÍN

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría durante la rueda de prensa hoy en el Palacio de la Moncloa donde salió al paso de las declaraciones de Mas sobre el registro en las sedes de CDC y de su fundación.- EFE/JUANJO MARTÍN

MADRID.- El Gobierno, a través de la vicepresidenta, ha exigido esta tarde a Artur Mas que deje de buscar "culpables fuera", como hace habitualmente, y asuma su responsabilidad "directa" por los casos de corrupción de Convergència Democràtica de Catalunya (CDC) conocidos en los últimos días, como el presunto cobro de mordidas del 3% a empresas adjudicatarias de contratos públicos durante los gobiernos catalanes de CiU (coalición de CDC y UDC)

El presidente catalán compareció horas antes de que lo hiciera Soraya Sáenz de Santamaría en La Moncloa y acusó al ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, de estar detrás de los registros a la sede de su formación. La número dos del Ejecutivo ha pedido a Mas "respeto" a los funcionarios que desempeñan su labor de "lucha contra la corrupción", encargados, entre otras funciones y de forma independiente, de los registros.



Reforma constitucional de 2011

Sáenz de Santamaría compareció a última hora del miércoles en La Moncloa para informar sobre los encuentros de Mariano Rajoy con los presidentes autonómicos de Illes Balears (Francina Armengol, PSOE), Murcia (Pedro Antonio Sánchez, PP) y Canarias (Fernando Clavijo, CC), aunque la actualidad catalana eclipsó los resultados de las reuniones, valoradas positivamente por el presidente del Gobierno.

Sáenz de Santamaría aseguró no entender qué se tiene que "oponer a que un tribunal tenga capacidad para garantizar que se cumplen sus sentencias"

La también ministra de la Presidencia, que en una crítica implícita a Mas subrayó la "lealtad institucional" de los tres jefes de Ejecutivo autonómico recibidos en La Moncloa, se defendió además de las críticas de los partidos políticos por la propuesta de reforma del Tribunal Constitucional hecha el martes por el grupo parlamentario del PP y con la presencia estrella del candidato conservador en Catalunya, Xavier García Albiol. Sáenz de Santamaría aseguró no entender qué se tiene que "oponer a que un tribunal tenga capacidad para garantizar que se cumplen sus sentencias".

La vicepresidenta, que dirigió sus críticas directamente al PSOE por no respaldar al PP, pidió "aportaciones" a los partidos durante el debate parlamentario sobre la polémica proposición, y recordó al partido liderado por Pedro Sánchez que José Luis Rodríguez Zapatero, cuando era presidente del Gobierno y a dos meses de las elecciones generales de 2011, ejecutó una reforma de la Constitución Española (art. 135) y contó con el apoyo de Mariano Rajoy.