Publicado: 27.01.2016 18:03 |Actualizado: 27.01.2016 18:03

El Govern prevé una declaración de intenciones de independencia en esta legislatura

La consellera de Presidencia de la Generalitat, Neus Munté, declara que lo importante no es si el Parlament proclama o no la independencia antes de las eventuales elecciones constituyentes, sino el objetivo de "llegar a ser un Estado".

Publicidad
Media: 3.67
Votos: 3
Comentarios:
La consellera de Presidencia de la Generalitat, Neus Munté.

La consellera de Presidencia de la Generalitat, Neus Munté.

BARCELONA.- La consellera de Presidencia de la Generalitat, Neus Munté, ha previsto este miércoles que en esta legislatura haya una "declaración de intenciones" sobre la independencia.

En rueda de prensa tras reunirse el presidente Carles Puigdemont e Inés Arrimadas (C's), Munté ha respondido a los periodistas sobre los tiempos de la hoja de ruta independentista que JxSí pactó con la CUP, cuyo acuerdo recoge que el Parlament haga una declaración de independencia previa a la convocatoria de elecciones.



Para Munté, lo importante no es si el Parlament proclama o no la independencia antes de las eventuales elecciones constituyentes, sino el objetivo de "llegar a ser un Estado".

Ha restado importancia a que esa declaración sea o no unilateral y ha dicho que ese término ya se eliminó de los acuerdos porque "en Europa se entiende negativamente y hay que ser cuidadosos con las formas y lenguaje".

Munté ha rehuido contestar si, a partir de esa declaración de intenciones, el Govern considerará que Catalunya ya es un Estado, y ha advertido de que no desvelarán los planes del Ejecutivo, a sabiendas de que el Gobierno central acude a los tribunales para "poner palos en las ruedas".

Pasos a seguir

Así, el Govern plantea los siguientes pasos para llegar a la independencia: confeccionar las leyes necesarias para estructuras de Estado; la citada declaración de intenciones; convocar unas elecciones constituyentes; elaborar una constitución catalana y celebrar un referéndum sobre su aprobación.

Ante esta hoja de ruta, el Govern no aclara en qué punto Catalunya se consideraría un Estado independiente y se produciría la eventual desconexión con el resto de España: si con la declaración de intenciones o con el referéndum sobre una constitución o en otro momento.

La declaración de intenciones que plantea el Ejecutivo supone un matiz respecto a lo que había planteado en anteriores documentos de independencia, como el programa electoral con el que JxSí se presentó a las elecciones o el acuerdo de investidura que negoció con la CUP.

En el programa, por ejemplo, se habla de proceder "a la proclamación de la independencia a partir de la desconexión respecto al ordenamiento jurídico español vigente", y ahora esta proclamación de independencia puede quedar en esta declaración de intenciones que ha explicado Munté.

Asimismo, el acuerdo de investidura que JxSí remitió a la CUP contiene un apartado sobre 'Proceso Constituyente' que también alude a una "Declaración de Independencia".

Delimita la fase preconstituyente entre los meses "posteriores a la investidura y previos a la Declaración de independencia" -es decir, al periodo actual- y matiza que inmediatamente después de esa declaración el Parlament aprobará la ley de Proceso Constituyente y la Ley de Transitoriedad Jurídica.

Cohesión total ERC-CDC

Munté ha defendido que hay cohesión total entre los dos socios de Govern, ERC y CDC, en la hoja de ruta hacia la independencia pese a los matices surgidos en las últimas horas: "Sabemos lo que decimos, decimos lo mismo y, sobre todo, trabajamos para lo mismo".

"No veo ninguna contradicción en absoluto en las palabras de nadie", ha zanjado, después de que unas declaraciones de la republicana Marta Rovira del martes se interpretaran como una diferencia entre ERC y CDC sobre la hoja de ruta del proceso.