Publicado: 30.03.2016 15:52 |Actualizado: 30.03.2016 17:57

La renuncia de Iglesias a entrar en el Gobierno deja a Sánchez la última palabra sobre el pacto 'a la valenciana'

El secretario general de Podemos liderará el equipo de negociación de su partido en las conversaciones con el PSOE y se reunirá con Rivera para pedir la abstención de Ciudadanos en un Ejecutivo sin la formación naranja.

Publicidad
Media: 4.88
Votos: 8
Comentarios:
El líder de Podemos, Pablo Iglesias, a su llegada a la rueda de prensa que ha ofrecido tras la reunión con el líder del PSOE, Pedro Sánchez. EFE/Juan Carlos Hidalgo

Pablo Iglesias (d) regaló a Pedro Sánchez un libro sobre la historia del baloncesto en España y se lo entregó minutos antes de empezar su reunión, la primera desde el 5 de febrero. EFE/J. J. Guillén

MADRID.- "Ya no hay excusa". El secretario general de Podemos ha anunciado que está dispuesto a renunciar a su entrada como vicepresidente en un posible Gobierno de coalición con el PSOE, Compromís e IU-UP si con ello se facilita el llamado "pacto a la valenciana", es decir, la formación de un Ejecutivo de izquierdas y plural, al modo del de la Generalitat Valenciana entre los socialistas y Compromís, con apoyo de Podemos.

Una Vicepresidencia ocupada por Pablo Iglesias en un Gobierno presidido por Pedro Sánchez, secretario general del PSOE, genera un "profundo rechazo" entre los dirigentes socialistas, ha contado el líder de Podemos que le fue confirmado por Sánchez durante la reunión mantenida entre ambos este miércoles en el Congreso, de dos horas de duración.



"Si para que haya un Gobierno a la valenciana, mi presencia es una dificultad para el PSOE, estoy dispuesto a ceder mi sitio", ha anunciado Iglesias a los periodistas en la sala de prensa de la Cámara Baja, pocos minutos después de terminado el encuentro "muy cordial", según Iglesias

"Si para que haya un Gobierno a la valenciana, mi presencia es una dificultad para el PSOE, estoy dispuesto a ceder mi sitio", ha anunciado Iglesias

El secretario general de Podemos ha informado, asimismo, de que a partir de ahora y puesto que hay una "voluntad mutua para continuar el diálogo", él mismo se pone en cabeza del equipo negociador de su partido, hasta ahora liderado por el número dos y portavoz parlamentario, Íñigo Errejón.

En estas nuevas negociaciones, precisamente, Iglesias quiere reunirse con el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, para pedirle que colabore a "desalojar a Rajoy y las políticas del PP" de La Moncloa y permita gobernar a la coalición PSOE, Podemos y confluencias, Compromís e IU-UP, es decir, la "vía 161", en referencia a los escaños que suman estos partidos, frente a una "vía 130" (suma de diputados socialistas y de C's), que fracasó en el debate de investidura del pasado 4 de marzo.

"Ahora le toca al PSOE"

El deseo de Iglesias es que tanto su partido como el PSOE partan de los programas electorales de ambos en las negociaciones de esta nueva etapa de diálogo. "Hay muchos elementos que podrían servir para llegar al acuerdo", ha señalado el líder de Podemos, que ha rechazado una vez más -aunque "desde el respeto"- el documento rubricado entre PSOE y Ciudadanos. De la formación de Rivera, de hecho, Podemos sólo espera el "sí" o la abstención a un Gobierno a la valenciana; que Ciudadanos "colabore con la posibilidad de desalojar al PP de La Moncloa, permitiendo por activa o por pasiva que la vía de los 161 diputados" gobierne.

Pablo Iglesias y Pedro Sánchez, en la reunión de este miércoles. EFE

Pablo Iglesias y Pedro Sánchez, antes desu su reunión en el Congreso. EFE

Sánchez e Iglesias han concluido que son En Comú Podem de Colau y PSC de Iceta quienes "pueden avanzar" en la cuestión del referéndum sobre la independencia de Catalunya

Tras su renuncia a entrar en el Gobierno, Iglesias ha indicado a Sánchez que ahora es su turno. "En política hay que saber ceder y ahora le toca al PSOE", ha advertido. Fuentes de Podemos han asegurado a Público tener la sensación de que, mientras ellos apuestan por hacer gestos para tratar de alcanzar un pacto de Gobierno con el PSOE, los dirigentes de este partido siguen inmóviles. De hecho, Podemos confirma la portada de La Razón de este miércoles: el equipo preparador de la reunión por parte de Iglesias ofreció al de Sánchez una comparecencia conjunta o individual con presencia del otro, algo que el equipo preparador socialista rechazó, quedando todo en las imágenes del paseo de ambos bajando la Carrera de San Jerónimo y charlando, antes de empezar su reunión.

La cuestión del reférendum sobre una posible independencia de Catalunya también se incluyó en la reunión Sánchez-Iglesias, si bien de forma tangencial, al acordar ambos líderes que son En Comú Podem (la formación liderada por Ada Colau y ganadora de las generales de diciembre en Catalunya) y el PSC, liderado por Miquel Iceta, quienes "pueden avanzar" en este asunto y acercar posiciones, además, sobre el terreno y el conocimiento de toda su complejidad.