Publicado: 01.10.2015 23:29 |Actualizado: 02.10.2015 07:00

Interior deberá responder sobre
la devolución de las armas del nazi
de Panzer

“¿Le serán devueltas las armas y objetos que fueron incautados durante la “Operación Pánzer?", ha preguntado el diputado de Compromís Joan Baldoví al Gobierno

Publicidad
Media: 5
Votos: 2
Comentarios:
Material incautado en la operación Pánzer.- LA SEXTA

Material incautado en la operación Pánzer.- LA SEXTA

VALENCIA.- La polémica sobre la petición realizada por los miembros de la banda nazi Frente Antisistema (FAS), para que la Justicia les devuelva su arsenal de armas incautado durante la Operación Pánzer en 2005, ha llegado al Congreso en forma de pregunta parlamentaria de Compromís.

El diputado valenciano Joan Baldoví, de Compromís-Equo, ha presentado en la tarde de ayer una pregunta parlamentaria en la que interpela al Gobierno acerca de las noticias difundidas por Público, en las que se informa que varios miembros de la banda nazi desarticulada en 2005 han reclamado a la Audiencia Provincial de Valencia, que les sean devueltas todas sus armas y demás parafernalia nacional-socialista, tras haber sido absueltos por el tribunal valenciano, tras declarar ilegales las escuchas telefónicas que les incriminaba y que autorizó en su día el juez instructor.

Joan Baldoví hace mención en su escrito, de modo específico, a Pedro Cuevas Silvestre alias “el ventosa” que asesinó en 1993 de una puñalada al joven nacionalista valenciano Guillem Agullo, y “que ha pedido a la Audiencia Provincial de Valencia que le devuelva todas las armas y otros objetos que le fueron incautados por la Guardia Civil, tras ser detenido por asociación ilícita y tenencia de armas” hace ahora 10 años.



“¿Le serán devueltas las armas y objetos que fueron incautados durante la “Operación Pánzer”?

El diputado de Compromís-Equo pregunta al Gobierno si “¿le serán devueltas las armas y objetos que fueron incautados durante la “Operación Pánzer”?

El denominado Caso Pánzer sentó en el banquillo a 16 miembros de la ultraderecha valenciana más violenta, quienes a finales de 2013 habían constituido una organización criminal que tenía como objetivo llevar a cabo acciones armadas contra las instituciones democráticas, además de llevar a cabo acciones violentas específicas , como “salir de cacería de moros y guarros”.

Para sus acciones –según la Guardia Civil- se pertrecharon de toda clase armas, tanto de fuego, como armas blancas, y otras fabricadas por ellos mismos que luego comercializaban a través de dos páginas webs de internet para financiar a la banda. Entre los integrantes del FAS había varios militares –aque aprtaron gran parte del arsenal-, miembros de bandas nazis anterioremente desarticuladas y criminales con delitos de sangre, como el propio Pedro Cuevas.