Público
Público

IU abandona el pleno del Congreso en protesta por la "ley del silencio" del PP sobre el caso Bárcenas

Centella critica al presidente de la Cámara Baja por "vetar" el debate de las mociones sobre el extesorero, lo que supone "un gran atentado" a la democracia. Jesús Posada expulsó de la tribuna a cuatro diputados

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Las protestas del PSOE e IU por la decisión de la Mesa del Congreso de no permitir el debate de las mociones de ambos grupos sobre el caso Bárcenas han calentado un pleno plagado de discusiones y tensión entre la presidencia de la Cámara y los diputados socialistas y de la Izquierda Plural.

La sesión comenzaba con la intervención de los portavoces parlamentarios del PSOE y la Izquierda Plural, Soraya Rodríguez y José Luis Centella, respectivamente, que pedían la palabra para criticar la actitud del PP y del presidente de la Cámara, Jesús Posada, al 'vetar' el debate de las mociones sobre el caso Bárcenas.

Una decisión que 'mutila' la actividad parlamentaria, en palabras de Rodríguez, y que sitúa a la oposición en la 'indefensión' aparte de suponer un 'gran atentado' a la democracia, según Centella.

Al rechazo del presidente del Congreso, Jesús Posada, a leer los argumentos jurídicos que han servido para desestimar las mociones, le ha seguido la decisión de los diputados de IU de abandonar el pleno en protesta por 'la ley del silencio' que quiere imponer el PP, tal y como ha explicado a los periodistas el líder de esta formación política, Cayo Lara.

Únicamente han utilizado su turno en los debates para protestar por la decisión de la Mesa, e incluso leer desde la tribuna párrafos de su moción sobre el caso Bárcenas, lo que ha provocado la expulsión de la tribuna del primer diputado de este grupo en hacerlo, Joan Josep Nuet.

La tensión ha vuelto a subir cuando la vicepresidenta primera del Congreso, Celia Villalobos, ha asumido las funciones de la presidencia, en ausencia de Posada, y ha mantenido un tenso rifirrafe con el diputado de IU Chesús Yuste. Yuste ha vuelto a reprochar al PP su veto a la moción y su miedo a debatir sobre el caso Bárcenas, a lo que Villalobos ha replicado: 'A ver si lo aplican ustedes en Andalucía'.

Una frase que ha provocado los abucheos y protestas de la oposición y nuevamente la intervención del PSOE a través del secretario general del grupo socialista, Eduardo Madina. 'No hay nadie en el hemiciclo que no crea que acaba de hacer usted un papelón' por hablar de Andalucía en un debate sobre la modificación del reglamento, ha afirmado Madina. Ante el enfado del PSOE, Villalobos ha pedido disculpas y ha explicado que se refería a la decisión de la Mesa de la Cámara autonómica de rechazar una petición del PP, una actuación similar a la que ha provocado las quejas de la oposición en el Congreso. Según Villalobos, lo que quería decir es que si se apela a la libertad de los grupos, que esta petición también se aplique en Andalucía.

Soraya Rodríguez ha calificado de 'vergonzosa' e 'intolerable' que la vicepresidenta del Congreso intentara entablar un debate político con el diputado al que además estaba quitando la palabra, en alusión a Yuste. 'Esta mujer cada vez que se sube y ocupa el puesto de la presidencia nos hace avergonzarnos a todos', ha indicado la portavoz socialista, quien también ha acusado al presidente del Congreso, Jesús Posada, de haberse quitado de en medio en un debate que se preveía 'caliente'.

No obstante, poco después Posada ha vuelto a su puesto, desde el que ha observado como los diputados de IU seguían con el ritual de leer la moción en la que piden responsabilidades al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, por el caso Bárcenas. Así, de nuevo, tras llamarle tres veces al orden, Posada ha expulsado de la tribuna al diputado Ricardo Sixto por seguir el mismo camino que sus compañeros y 'apartarse' de la cuestión a debate. 

Finalmente, también fue expulsado el portavoz económico de Izquierda Plural, Alberto Garzón. En su intervención ante una moción de CiU sobre economía sumergida, el diputado de IU por Málaga ha empezado señalando que debería hablarse también de 'la política sumergida', del caso Bárcenas y de la moción que su grupo ha intentado debatir y que se ha frustrado por el veto del PP. 'Es un error radical lo que está sucediendo con este Parlamento', ha dicho, resaltando el daño que provoca a las instituciones el hecho de que un partido censure una moción de otro. 'Es un insulto a la ciudadanía', ha añadido.

'Ha sido un comienzo brillante, pero ya está entrando en el camino habitual', le ha frenado Posada. Tras esta primera llamada al orden, Garzón ha insistido en leer la moción vetada, por lo que Posada ha continuando con sus advertencias hasta la tercera llamada al orden, que conlleva la expulsión de la tribuna. Antes de abandonar la tribuna, Garzón ha comentado al presidente que podría haber dejado dar lectura a la moción porque, al fin y al cabo, los diputados no estaban atendiendo el debate: 'De todas formas, la mayor parte del hemiciclo no está escuchando. Tampoco sería un problema seguir leyendo la moción', se ha lamentado.


La vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, no responderá este miércoles durante la sesión de control al Gobierno a la pregunta de Cayo Lara sobre el cumplimiento de la Ley de Memoria Histórica, ha informado IU en una nota de prensa.

La cuestión que iba a plantear el coordinador federal de la formación ('¿Qué medidas piensa adoptar el Gobierno para cumplir y desarrollar lo dispuesto en la Ley de memoria Histórica?') ha sido redirigida por el Ejecutivo al ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, que será finalmente el encargado de dar explicaciones.

IU ha criticado que, así, la vicepresidenta 'elude responder a un tema que, desde la pasada legislatura, siempre ha sido competencia de la vicepresidencia del Gobierno'.