Publicado: 07.05.2015 22:41 |Actualizado: 07.05.2015 23:30

IU arranca una campaña por su supervivencia

La coalición encara las dos semanas para pedir el voto con el susto en el cuerpo tras el sondeo del CIS. Su principal objetivo, mantener grupos parlamentarios, sólo se lograría en Madrid.

Publicidad
Media: 4.14
Votos: 7
Comentarios:
El coordinador federal de IU, Cayo Lara, en el Congreso de los Diputados.

El coordinador federal de IU, Cayo Lara, en el Congreso de los Diputados. -EFE

MADRID.- Izquierda Unida se juega en estas elecciones autonómicas y municipales más que algunos escaños en los parlamentos autonómicos y concejales en los ayuntamientos. Con el último barómetro del CIS en la mano, la coalición se juega su supervivencia. El sondeo, ligeramente desvirtuado porque la mayoría de entrevistas se realizó antes de la detención de Rodrigo Rato, deja a la formación con menos de la mitad de los escaños autonómicos que obtuvo en las pasadas elecciones.

A nivel nacional, tras varias encuestas con un leve crecimiento, la coalición vuelve a caer hasta el 4,8%, relegada a ser la quita fuerza política del país y a dos décimas del 5% necesario para tener grupo en la Cámara Baja. Fuentes de federales no se sorprenden ni desesperan. No es la primera vez que la organización tiene que nadar a contracorriente, resistir y esperar a que mejoren sus resultados. Sus metas, nada fáciles en el contexto actual, son mantener los actuales grupos parlamentarios autonómicos e intentar ser llave de futuros gobiernos de coalición que dejen fuera de las instituciones al PP, apuntan.

Atendiendo a los datos, IU saldría de los parlamentos del País Valencià, del de Murcia y, posiblemente del de Extremadura, y continuaría sin obtener representación en comunidades como Baleares, Cantabria, Castilla-La Mancha y La Rioja, aunque en algunas rozaría el porcentaje de votos necesarios para obtener escaño.

El coordinador federal, Cayo Lara, mantiene su escéptica postura ante los barómetros. En rueda de prensa, el líder de IU, que recorrerá el país alternando actos con el candidato a La Moncloa, Alberto Garzón, insiste en que "todo está en el aire" tras una "lluvia de encuestas" y ha subrayado que en España "la democracia se está sustituyendo por la sondeocracia".

García Montero resiste en Madrid

La caída más acusada se registraría en Madrid, donde pasaría de 13 a siete escaños. Aunque los pronósticos no son buenos, no pocos se felicitan por ellos después de cinco meses de guerra interna que culminó con la salida de la organización de Tania Sánchez, candidata elegida en primarias que ahora sustituye el poeta Luis García Montero. “Las encuestas animan a seguir trabajado, nos dan presencia en el Parlamento y la queremos utilizar para configurar una mayoría que expulse al PP, acabar con las privatizaciones, la corrupción y defender los servicios públicos”, aseguraba el propio García Montero horas después de conocer los datos del sondeo más importante previo a la campaña.

IU pasaría de 13 a siete diputados en Madrid según el CIS

No corre la misma suerte la candidata a la Alcaldía de la capital, Raquel López, que no obtendría el mínimo necesario para entrar en el Ayuntamiento. Al contrario ocurre con Ahora Madrid, la candidatura unitaria de Podemos y Ganemos Madrid que se ha consolidado como segunda fuerza en la ciudad y en la que el anterior candidato de IU, Mauricio Valiente, ocupa el cuarto puesto de la lista. IU tuvo la oportunidad de integrarse en esta iniciativa, pero la vieja guardia de la organización lo bloqueó hasta la celebración de un referéndum que ni siquiera fue reconocido por la dirección federal, al igual que la actual candidatura.

Valencia, de cinco a cero

El golpe más duro para la coalición recae en el País Valencià, donde la encuesta barre de un plumazo los cinco escaños que conforman el grupo parlamentario de EUPV, dejándole con una intención de voto del 4,3%. Hasta ahora aspiraban a mantener este grupo, más aún después de que su diputada Rosa Pérez presentara ante la Fiscalía Anticorrupción una denuncia contra el presidente de la diputación de Valencia, Alfonso Rus, al que implica en una trama corrupta. Desde la formación aseguran que este episodio es sólo la punta del iceberg, y confían en que se note en las urnas, ya que tampoco ha afectado en las encuesta del CIS.

EUPV, con un 4,3% de los votos, perdería todos los escaños en Valencia

EUPV, si logra mantenerse, sería decisivo para formar un gobierno cuatripartito junto al PSOE, Podemos y Compromís que dejara al PP, la fuerza con más intención de voto en la oposición.

El candidato a la Presidencia de la Generalitat por EUPV, Ignacio Blanco, confía en que la gente conoce el trabajo de su formación. “Creo que el PP se va derrumbar y nosotros vamos a incrementar mucho nuestra expectativa de voto con la denuncia que hemos presentado después de un trabajo de toda la legislatura", ha valorado después de asegurar que su organización “va a romper la encuestas” del CIS.

Sin grupo en Asturias

En el Principado de Asturias, otra de las comunidades donde IU mantenía grupo, el CIS coloca a la coalición con un 6,1% de los votos. El diputado Gaspar Llamazares entraría en el Parlamento con dos escaños, lejos de los cinco obtenidos en 2011 y lejos de ser llave de Gobierno. Podemos es la formación que irrumpe con fuerza, colocándose como segunda opción, con diez diputados que, sumados a los 13 que el CIS vaticina para el PSOE, servirían para evitar un Ejecutivo conservador aun sumando los votos del PP, Ciudadanos y Foro Asturias.

Gaspar Llamazares pasaría de cinco a dos diputados en el Principado

Llamazares, que esta semana se ha despedido del Congreso de los Diputados califica los resultados de “muy estimulantes”, aunque lejos de aceptarlos, prefiere esperar al recuento de las urnas. No obstante, celebra la ligera subida en los pronósticos.

Incertidumbre en Extremadura

Extremadura, federación que también ha acusado una crisis interna a consecuencia de las candidaturas de unidad popular, permanece en una tensa incertidumbre. La intención de voto no llega al 5% necesario para entrar en la Asamblea, donde sí lo harían Podemos y Ciudadanos, mientras que el PSOE sería la fuerza más votada. La federación, que con su abstención en la investidura posibilitó gobernar al PP de Monago, tiene tres escaños que, en función del voto indeciso, podrían quedarse en dos o en cero. No son muy exigentes en la región, donde su coordinador Pedro Escobar ve un “objetivo cumplido” si IU regresa a la cámara.