Público
Público

La izquierda acuerda derogar la reforma laboral del PP tras un pacto del PSOE con Podemos

La iniciativa socialista recaba también el apoyo de PNV y ERC y otros grupos minoritarios pero Ciudadanos y PDCAT ser abstienen frente al voto en contra del PP

Publicidad
Media: 4.40
Votos: 5
Comentarios:
La ministra de Empleo Fátima Báñez en el Congreso de los Diputados, cuando prometió en abril reformar el plan de jubilación activa. EFE

La ministra de Empleo Fátima Báñez en el Congreso de los Diputados, cuando prometió en abril reformar el plan de jubilación activa. EFE

MADRID.- La reforma laboral del Gobierno de Rajoy implantada en la legislatura pasada ha comenzado a ser historia. Esa es la voluntad de una amplia mayoría del Congreso de los Diputados que ha aprobado en la tarde de este martes una proposición no de ley del grupo parlamentario socialista por la que se pide su derogación y la elaboración de un nuevo Estatuto de los Trabajadores.

Esta iniciativa ha obtenido la luz verde gracias al acuerdo alcanzado entre los socialistas y el grupo de Unidos Podemos con el fin de crear una nueva legislación laboral en esta legislatura que sustituya definitivamente la que impuso el Gobierno de Rajoy en 2012 de forma unilateral con el respaldo entonces de la antigua Convergència i Unió. La reforma laboral de Rajoy es considerada una de las causas de la precariedad de los empleos actuales y de la devaluación de los salarios.

La iniciativa socialista, tras el acuerdo alcanzado con Unidos Podemos, ha recibido el respaldo de ERC, PNV, Compromís y EHBildu hasta sumar 168 apoyos. Es la cuarta derrota que suma el actual Gobierno de Rajoy y su grupo parlamentario en poco más de mes y medio. La bancada popular ha sido la única que se ha colocado enfrente de la iniciativa socialista, con sus 131 votos. En esta votación han participado el propio presidente Rajoy y varios de sus ministros.

El grupo de Ciudadanos se ha pronunciado por la abstención al no aceptar el grupo socialista su enmienda. Según la formación naranja el texto propuesto “es la reproducción literal de unión de los puntos del acuerdo alcanzado en la anterior legislatura para apoyar la investidura de Pedro Sánchez”, dijeron fuentes de la formación naranja. Desde la formación catalana PDCAT se argumenta la indefinición de la proposición no de ley y su formulación final para sostener su abstención, que finalmente ha logrado 42 respaldos.
El portavoz socialista en esta iniciativa, Rafael Simancas, ha afirmado que con esta proposición “se inicia el camino para cambiar la política laboral de los Gobiernos del PP y poner fin, sobre todo, a la precarización y los bajos salarios”. Desde otras formaciones de izquierda, especialmente Unidos Podemos, se ha puesto énfasis en la necesidad de propiciar una legislación laboral que ponga fin “de una vez por todas al menosprecio con el que el PP ha querido marcar a la clase trabajadora y a la ciudadanía más desfavorecida de nuestro país”.

La proposición no de ley aprobada no supone una derogación en sí de la legislación vigente pero abre el camino para su reforma en un futuro inmediato, sobre todo si se mantiene el principio de acuerdo de las formaciones de izquierda de la Cámara baja que ha hecho posible la victoria política de esta tarde.