Público
Público

Análisis La izquierda vuelve a enredarse en el peor momento del PP

Podemos con el documento de Bescansa y el PSOE con la "oferta informal" de Franco repiten errores y divisiones del pasado, dando oxígeno a los populares y paso a Ciudadanos.

Publicidad
Media: 3.50
Votos: 6

Pedro Sánchez, Albert Rivera y Pablo Iglesias. EFE

En plena crisis del PP por la polémica del máster fraudulento de Cristina Cifuentes, la izquierda ha vuelto a mostrar sus grietas y divisiones, dando oxígeno al Partido Popular y beneficiando claramente a Ciudadanos.

El documento filtrado desde el móvil de diputada de Carolina Bescansa y la "oferta informal" de Franco a Manuela Carmena, ha despertado los fantasmas internos sobre los liderazgos de ambas formaciones, y las zancandillas que se viven en ambos partidos ante cualquier situación compleja, repitiendo errores y divisiones del pasado como la que ya se produjo entre Susana Díaz y Pedro Sánchez; o la de Pablo Iglesias e Iñigo Errejón.

El PSOE vive ahora unos momentos de relativa calma interna, sobre todo, porque a un año de las elecciones municipales y autonómicas hay un pacto tácito de "no disputas", para ir aparentemente unidos a los comicios. No obstante, las diferencias persisten, la dirección federal sigue haciendo su "purga" con los "susanistas" en el Congreso y en algunas federaciones regionales; y los "barones" en muchas ocasiones no reman a favor de las posturas que defiende Ferraz. La herida sigue abierta, y no hay voluntad de coserla por ninguna de las partes.

A esto se une que los actuaciones de Jose Manuel Franco en Madrid no gustan en Ferraz, aunque se quiere mantener la buena sintonía con el líder madrileño y no volver a abrir la enésima crisis en Madrid.

Pero las heridas más recientes están en Podemos. La filtración del documento de Carolina Bescansa de un borrador con una propuesta a Errejón para desbancar a Iglesias como líder de Podemos, rompió la tregua que se pactó en Vistalegre II y ha debilitado la confianza entre los tres sectores del partido: pablistas, errejonistas y anticapitalistas. Y, aunque este jueves Pablo Iglesias ha cerrado la crisis interna de Madrid con un acuerdo para una candidatura conjunta entre Iñigo Errejón y Ramón Espinar, todas las polémicas pasan factura, tanto a los dirigentes como en las votaciones. 

De hecho, aunque Errejón y Espinar hayan llegado a este pacto, la tercera parte de Podemos sigue sin formar parte de él. Anticapitalistas ha declinado la oferta alegando que no es una propuesta de "unidad" sino un "pacto de sillones" que se equipara a la vieja política. De esta forma, y a pesar de la insistencia que han mostrado esta tarde Errejón y Espinar para que Lorena Ruíz-Huerta forme parte de la lista, parece que no va a llegar a estar en ella.

El avance de Ciudadanos

Entre todo esto, quién va saliendo mejor de toda la partida, es Ciudadanos. Las encuestas electorales continúan apuntando a la formación naranja como primera fuerza política y, las posiciones en la que se encuentra la izquierda, no les está arrebatando este empuje.

De hecho, Albert Rivera ha utilizado esto a su favor. Este miércoles afirmó que ve un PSOE de Madrid "sin proyecto", después de que ofreciera a la alcaldesa Manuela Carmena ser su candidata, y un Podemos "a la gresca", tras el plan conocido ayer para desbancar a Pablo Iglesias del liderazgo del partido. Y ha llevado esto a su campo marcando que frente al PSOE, Podemos y PP su formación es la única "alternativa fuerte" en Madrid.

Sin hacer mucho ruido, Ciudadanos lleva meses preparándose para las próximas elecciones municipales y autonómicas con Rivera recorriendo las ciudades que les dan mejores resultados en las encuestas electorales como Valencia o Sevilla. Además, a más de un año de las elecciones la fuga de dirigentes del PP a la formación naranja continúa como el último caso en Extremadura en el que uno de los destacados conservadores ha pasado a las listas de Ciudadanos. Y, este viernes y sábado, tienen su primer encuentro nacional que juntará a la ejecutiva con las direcciones autonómicas para avanzar en la estrategia para 2019.