Público
Público

Jaén pagó a una empresa elegida a dedo un 2.600% más por un producto de limpieza 

El Consistorio compraba algicidas a 69 euros el litro cuando su precio de mercado ronda los tres euros, según denuncia la oposición. El exalcalde de Jaén, actual número dos de Montoro, ordenó el pago de hasta dos millones de euros a esta empresa pese a los reparos de legalidad de la Intervención municipal.

Publicidad
Media: 4.55
Votos: 11

José Enrique Fernández de Moya y Cristóbal Montoro./ EFE

El Ministerio de Hacienda está tutelando las operaciones financieras del Ayuntamiento de Madrid desde hace más de dos semanas. Aunque la Corporación de Manuela Carmena redujo su deuda un 36% desde 2015 y tiene un superávit de más de 1.000 millones de euros, el equipo de Cristóbal Montoro rechazó hasta tres veces el plan económico del Consistorio. Su número dos, José Enrique Fernández de Moya, recalcó que "lo único que está haciendo el ministerio es controlar que el Ayuntamiento vuelva a la senda legal del gasto". Una senda que él mismo ignoró por completo, cuando fue alcalde de Jaén por el PP entre 2011 y 2015, externalizando servicios municipales sin pasar por una licitación pública, según la documentación a la que ha tenido acceso Público. A una de esas empresas elegidas a dedo, el Ayuntamiento de Jaén llegó a pagar un 2.600% más por un producto de saneamiento de aguas. Concretamente, abonó 69 euros por un litro de algicida cuyo precio de  mercado, según denuncia el PSOE, está en 2,46 euros por litro. 

Fernández de Moya dejó la alcaldía andaluza —para incorporarse al Ministerio de Hacienda en 2015— con una deuda bancaria de 430 millones de euros, casi cinco veces mayor que la que tenía en 2011, cuando tomó el relevo del PSOE (que sólo ha gobernado la ciudad entre 2007 y 2011). De hecho, Jaén es el ayuntamiento más endeudado de España, entre otras razones, por "pagar sobrecostes a empresas elegidas a dedo", denuncia la oposición. Una de ellas es MatinsReg, la que vendía el litro de algicida para limpiar el agua de las fuentes a precio de oro. Ubicada en Toro, esta empresa inició sus negocios en Jaén en 2012, cuando el exalcalde de esta localidad zamorana coincidió en la bancada del Senado con Fernández de Moya. Un año después, el actual número dos de Montoro reconocía haber cobrado sobresuledos del PP durante siete años.

Pese a los reparos de legalidad del Interventor, MatinsReg facturó al Consistorio más de dos millones de euros

Según ha podido saber Público, MatinsReg gestionó sin contrato el Servicio de Alumbrado Público, Semáforos y Fuentes de la ciudad andaluza desde finales de 2012 hasta principios de 2014. Por ese motivo, la Intervención de Fondos presentaba cada mes reparos de legalidad a las facturas que emitía dicha empresa, pero el entonces alcalde ordenó todos los pagos, que ascienden, en total, a más de dos millones de euros, según denuncia el PSOE.

El Ayuntamiento de Jaén, que en 2014 entró en situación de quiebra técnica, abonó a MatinsReg "cantidades desorbitadas tanto en precio como en litros de producto", denuncia el PSOE. Además de pagar el litro de algicida a 69 euros cuando cuesta cerca de tres euros, el Consistorio compró en un mes 12.000 litros de cloro para las fuentes de la ciudad. "En las facturas, que son todas idénticas y reflejan un número de horas de trabajo también desorbitado, no se especifica ni la fuente ni su ubicación", denuncia la concejal socialista del Ayuntamiento de Jaén Matilde Cruz, que también lo fue en la legislatura pasada, con Fernández de Moya como alcalde. En esa etapa, el PSOE pidió información sobre el caso MatinsReg al Ayuntamiento en reiteradas ocasiones, pero el gobierno municipal hizo oídos sordos a tales peticiones. "Boicoteaban claramente la labor fiscalizadora de la oposición", añade Cruz. Jaén aumentó su deuda pública del 345% sobre sus presupuestos de 2013 al 482% en 2017, según el Informe AIReF sobre Corporaciones Locales 2017.

Riesgo financiero, pero presupuestos aprobados

Debido a la situación económica del Consistorio, MatinsReg endosó sus facturas a Pagaralia, una empresa que gestiona pagarés de dudoso cobro y que, evidentemente, se lleva una comisión por ello. "Este sobrecoste también lo está pagando la ciudadanía", insiste Cruz. Como el caso acabó en los tribunales, es el Fondo de Ordenación al que se adhirió Jaén el que está liquidando la deuda.

Esa figura sirve para dar cumplimiento a sentencias judiciales perdidas por los consistorios y está creada para ciudades en situación de riesgo financiero que, como Jaén, viven vigiladas por el Ministerio de Hacienda. A pesar de ello, el municipio andaluz aprobó sus Presupuestos en abril ignorando los mandatos de la Secretaría General de Financiación Autonómica y Local y cuando éstos fueron remitidos a Hacienda, el ministerio de Montoro los aceptó "con carácter excepcional". Con Madrid, en cambio, actuó con más mano dura y aunque ambas ciudades solicitaron a Hacienda acometer los recortes que pedía el ministerio a lo largo del ejercicio, Montoro tuvo respuestas diferentes para cada una: aceptó la alternativa propuesta por Jaén, pero dio plazos y medidas concretas al Ayuntamiento de Madrid para llevar a cabo los ajustes. 

Público se ha puesto en contacto con el Ayuntamiento de Jaén y con el PP de la localidad, pero no ha obtenido respuesta.