Publicado: 23.10.2015 15:32 |Actualizado: 23.10.2015 15:32

Un juez ordena una nueva búsqueda del cadáver de Publio Cordón

El exdirigente del Grapo Francisco Silva Sande ha ofrecido una nueva localización del lugar donde podrían estar los restos del empresario, cerca del Mont Ventoux (Francia).

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Fotografía de archivo de Publio Cordón.

Fotografía de archivo de Publio Cordón.

MADRID.- El exdirigente del Grapo Francisco Silva Sande ha dado una nueva localización del lugar en el que podrían estar enterrados los restos del empresario Publio Cordón, secuestrado en 1995, en una zona próxima a Mont Ventoux (Francia), lugar en el que ya se ha buscado en otras ocasiones el cuerpo.

Silva Sande dio esta nueva ubicación de los restos de Cordón hace unos días y hoy, el juez de la Audiencia Nacional que lleva esta causa, Juan Pablo González, a petición de la Fiscalía, le ha tomado formalmente declaración para que quede constancia de esa nueva localización, situándola en un mapa, han informado fuentes jurídicas.



Al conocer esos nuevos datos aportados por Silva Sande, el juez ha acordado remitir una comisión rogatoria a Francia para que una comisión judicial se desplace al país galo y se permita a las Fuerzas de Seguridad españolas, junto a las de Francia, buscar en el lugar señalado por el exdirigente del Grapo, ya condenado por este secuestro, para ver si resulta verosímil esta nueva versión.

En 2009 se conoció que la Guardia Civil buscaba en el sureste de Francia el cadáver de Cordón y el juez de la Audiencia Nacional Fernando Grande-Marlaska reabrió el caso tras la confesión del grapo Fernando Silva Sande, condenado a 28 años de cárcel por el secuestro del empresario, de que Cordón murió tras saltar por una ventana cuando intentaba huir de su secuestro.

El siguiente titular del Juzgado Central de Instrucción número 3 de la Audiencia Nacional Javier Gómez Bermúdez, actual juez de enlace con Francia y al que ha sustituido González, ordenó en 2013 a la Guardia Civil un nuevo rastreo de un paraje del Mont Ventoux, suroeste de Francia, en busca de los restos del empresario, para lo que se llegaron a emplear técnicas de georadar.

En junio de ese mismo año, Gómez Bermúdez se trasladó a Francia para tomar declaración a una testigo que pudo tener relación con los miembros de la organización terrorista que cometieron el secuestro, con el objeto de aclarar el paradero de su cadáver.

El caso sobre la desaparición del empresario se reavivó en septiembre de 2014, cuando Silva Sande aceptó someterse al "test de la verdad" para certificar si lo que recordaba de los hechos era cierto, aunque esta pista no llevó a ningún resultado positivo, y al no aparecer el cuerpo se decidió abandonar la búsqueda.

El 6 de enero de 2015, unos cazadores encontraron en el Mont Ventoux (Francia) un cráneo que en un principio se pensó podría ser del empresario, lo que al día siguiente se descartó.

Prisión reciente para los grapo que retuvieron a Cordón

El pasado 14 de octubre, el nuevo titular del juzgado, Juan Pablo González, envió a prisión por el secuestro de Cordón al miembro de los Grapo José Antonio Ramón Teijelo, en libertad desde 2013 por orden de la Audiencia Nacional, tras comunicarle su procesamiento por haber sido la persona que alquiló la casa en la que estuvo retenido el empresario zaragozano, junto a la también miembro de la organización María Victoria Gómez Méndez, que se encuentra en prisión cumpliendo otra condena.

En el auto de procesamiento, dictado el pasado 24 de septiembre, el juez consideraba a ambos responsables de un delito de detención ilegal ante las pruebas de que ambos alquilaron, haciéndose pasar por un matrimonio, la vivienda en Lyon (Francia) en la que estuvo secuestrado el empresario y les impuso una fianza de tres millones de euros por las responsabilidades pecuniarias a las que se les pudiera condenar.

Según relataba González en esa resolución, Cordón falleció a las dos semanas de cautiverio por las lesiones que sufrió, y por las que no recibió asistencia sanitaria, y los tres secuestradores que le custodiaban le enterraron en una zona del Mont Ventoux "sin que hasta la fecha, y pese a los esfuerzos realizados, haya podido ser localizado el cadáver".

Según el juez, los responsables de su custodia fueron por tanto Silva Sande, Teijelo y Gómez Méndez y considera que ellos fueron los que, "tras recibir instrucciones de los jefes de la organización terrorista", enterraron el cadáver.

El empresario Publio Cordón Munilla, fundador de la aseguradora Previasa y del Grupo Hospitalario Quirón, fue secuestrado por los Grapo el 27 de junio de 1995 cuando practicaba "footing" en los alrededores de su casa de Zaragoza.