Publicado: 01.03.2016 19:14 |Actualizado: 01.03.2016 19:14

El juez Serrano-Artal rechaza investigar una empresa de los Rato pese a las dudas del fisco

Considera que las "fuertes dosis de opacidad" detectadas por Hacienda en la Naviera del Pilar son "meras conjeturas".

Publicidad
Media: 5
Votos: 1
Comentarios:

MADRID.-  El juez Antonio Serrano-Arnal denegó investigar la sociedad Naviera del Pilar, vinculada a la familia del exvicepresidente del Gobierno Rodrigo Rato, al considerar que las "fuertes dosis de opacidad" detectadas por la Oficina Nacional de Investigación del Fraude (ONIF) son "meras conjeturas".

En una providencia que se incluye en el sumario del caso Rato, el magistrado rechaza la sugerencia de la ONIF de acceder a la contabilidad de esta empresa familiar y sostiene que el juzgado "no puede acordar diligencias", puesto que ni la propia Agencia Tributaria ha sido capaz de motivar sus averiguaciones.

El informe concluye que Naviera del Pilar es una "sociedad opacada" en su accionariado a través de dos empresas holandesas y otra con domicilio en la isla caribeña de Curazao, y añade que en 2007 fue empleada "muy probablemente" para canalizar 1,32 millones de euros de los hermanos Rato "de los que no consta ni origen ni su posible tributación".

Según la ONIF, dicha suma correspondería a inversiones financiadas con préstamos a corto plazo de las compañías familiares Explotaciones de Carabaña, de Rodrigo Rato; Alihato, de su cuñada Felicidad Salazar Simpson; y Asordela, de los sobrinos de Rato, hijos de su hermana María de los Ángeles.

Por todo ello, la oficina antifraude interpreta que Naviera del Pilar habría sido utilizada "con una alta posibilidad" como una sociedad instrumental.

Asimismo, sostiene que desde 2004, la sociedad familiar está "prácticamente inactiva", y destaca la pérdida "incobrable" de 712.734 euros generada en 2011, que coincide con "la práctica habitual" del entorno de Rato, que genera bases imponibles negativas mediante el deterioro de deudas.

Rodrigo Rato fue presidente de Bankia entre los años 2010 y 2012, hasta que fue rescatada con dinero público.

Más de 12 millones de euros

El escrito mantiene además el cerco al resto de miembros de la familia del expresidente de Bankia, y apunta que los movimientos de divisas de los Rato Alarcó y de sus empresas con el extranjero -especialmente con países de riesgo como Luxemburgo, Suiza o Gibraltar- superaron los 12 millones entre 2009 y 2014.

Hacienda, que pidió la detención de Rodrigo Rato el pasado mes de abril, ya remitió en el escrito a la Fiscalía sus sospechas en relación a un clan que participaba "en los más variados sectores declarados de actividad empresarial" a través de un entramado de "muy baja tributación".

Dicha denuncia inició un proceso judicial en el que Serrano-Arnal investiga una compleja red empresarial conformada por más de 40 sociedades vinculadas con Rodrigo Rato, con el fin de esclarecer el origen de su fortuna, aunque entre ellas no se encuentra la Naviera del Pilar.

La instrucción identifica como epicentro de dicho entramado a Kradonara 2001, que recibió del extranjero 6,5 millones de euros de los que obtuvo algo más de 3 millones a través de su matriz Vivaway, firma constituida en el Reino Unido pero administrada desde el refugio fiscal de la isla de Guernsey.

A su vez, Vivaway recibió 2,5 millones entre 2013 y 2014 de la sociedad panameña Wescastle Corporation, con domicilio en Ginebra y reconocida por Rato en su declaración de bienes en el extranjero, así como algo más de 850.000 euros en 2012 y 2013 de la sociedad Red Rose, cuyo domicilio al parecer está en Bahamas.

Con todo este dinero, Kradonara mantuvo la mercantil alemana Bagerpleta GmbH, cuya única actividad es explotar el hotel Catalonia Berlin Mitte, situado en Berlín, en el que Rato posee un 50 %.

Sin embargo, las pesquisas de la ONIF siguen sin esclarecer la procedencia de esos 6,5 millones de euros a escasos meses de que se cumpla el primer año de la causa.