Público
Público

Un laboratorio farmacéutico logró un contrato tras fichar a la mujer de Margallo

Glaxo se impuso por primera vez en la adjudicación del suministro de la vacuna del virus del papiloma después de contratar a Isabel Barreiro, exdirectora de gabinete de Güemes

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El laboratorio GlaxoSmithkline (GSK) se impuso por primera vez en la adjudicación de contratos anuales para el suministro de la vacuna del VPH (Virus del Papiloma Humano) meses después de fichar a Isabel Barreiro, mujer del ministro de Asuntos Exteriores, José Manual García Margallo, y directora de gabinete de Juan José Güemes, el exconsejero de Sanidad madrileño, según informa elEconomista. Hasta entonces, la consejería de Sanidad los había adjudicado a la farmacéutica Sanofi por un importe de 23,7 millones de euros.

Glaxo se hizo con el contrato para el suministro de estas vacunas para el año 2012. El contrato salió a licitación en octubre de 2011 por un importe de 5,1 millones de euros y se adjudicó finalmente a GSK apenas dos meses después por 4,61 millones. Sanofi y Glaxo son los dos únicos laboratorios que fabrican estas vacunas en España y, según los contratos de la consejería de Sanidad, a los que ha tenido acceso elEconomista, el único criterio que se aplicó para la adjudicación fue el del precio.

El año 2008 fue el primero en el que la adquisición de las vacunas salió a concurso, por lo que Sanofi los había ganado todos hasta que Glaxo fichó a la mujer del ministro Margallo. El puesto de Isabel Barreiro en GlaxoSmithKline es precisamente el de directora de asuntos sanitarios para la Comunidad de Madrid.

Este el segundo caso de puertas giratorias en la Sanidad que se conoce en los últimos días. Hace justo una semana, salió a luz que Unilabs, una empresa del exconsejero madrileño, Juan José Güemes, se lucrará de la privatización que él mismo aprobó.