Público
Público

Lambán cierra tres pactos para presidir Aragón investido por la izquierda

La militancia de Podemos ratifica el voto positivo a su investidura con un apoyo del 90% a la espera de que mañana lo hagan la ejecutiva de Chunta y el Consejo Político de IU.

Publicidad
Media: 3.67
Votos: 3

De izquierda a derecha, Echenique (Podemos), Luquin (IU), Lambán (PSOE), Soro (Cha) y Sada (PSOE). /Cortesaragon.es

ZARAGOZA.- El socialista Javier Lambán se convertirá el próximo viernes en el primer presidente del Gobierno de Aragón investido con los votos de la izquierda tras haber cerrado el PSOE sendos pactos bilaterales con Podemos, Chunta Aragonesista e IU.

Pablo Echenique ha anunciado el apoyo de los 14 diputados de Podemos tras haber ratificado este fin de semana su militancia el apoyo en una votación que, pese a no alcanzar el quorum del 20%, arrojó un resultado favorable del 90%. “Seremos una oposición constructiva”, anunció Echenique, que valoró positivamente que el PSOE aceptara “prácticamente en su totalidad” el decálogo de medidas que negociaron durante tres semanas.

Tres acuerdos de 95 puntos

Los socialistas han asumido también, con algunos retoques, los 35 puntos que puso sobre la mesa Izquierda Unida, que incluyen medidas como una auditoría de las cuentas de la comunidad y de su sector público, paralizar la aplicación de la Lomce en los institutos para el próximo curso (aunque la necesidad de un informe del Consejo Escolar deja en el aire este punto), suspender el proyecto de construcción privada del hospital de Alcañiz e impulsar una Ley de Capitalidad para Zaragoza y otra que regule la Economía Social.

“Necesitábamos saber si el PSOE compartía nuestro ideario, y teníamos claro que debemos impulsar políticas de izquierdas”, dijo la diputada de IU, Patricia Luquin, que añadió que el Consejo Político de la formación decidirá este martes “entre el voto a favor o la abstención”.

Gregorio Briz, diputado de Chunta, mostró su “satisfacción” por la receptividad de los socialistas a su documento de 50 puntos, aunque ambas partes renunciaron a algunas de sus posiciones iniciales. “Han aceptado nuestras propuestas al 90” y “vamos a propiciar que haya un gobierno de izquierdas”, añadió, aunque matizó que la decisión sobre el voto de sus dos diputados la tomará formalmente su ejecutiva este martes.

“Hay que desarrollar esas políticas cuanto antes”, dijo Briz, que apuntó que “hemos aragonesizado las propuestas”

Derechos históricos para blindar políticas sociales

Entre otras, iniciativas, Chunta abogó por una nueva ley de Lenguas, otra de Derechos Históricos que permita blindar las competencias económicas y las políticas sociales y una tercera sobre las zonas de montaña, además de un plan de choque de empleo, impulsar la renta social básica, mantener las ayudas de comedor todo el año para las familias que ingresen menos de 16.000 euros al año, establecer tarifas eléctricas sociales para las rentas bajas, ejecutar un programa de inversión pública para reducir las listas de espera y eliminar los copagos sanitarios y, también, paralizar la Lomce.

“Hay que desarrollar esas políticas cuanto antes”, dijo Briz, que apuntó que “hemos aragonesizado las propuestas”. No obstante, el acuerdo no incluyó la creación de una Agencia Tributaria aragonesa.

Por su parte, el portavoz del PSOE, Javier Sada, dio el “acuerdo total” por “práctica mente concluido” con unos pactos en los que “todas las partes nos sentimos cómodos”. “Nos corre prisa por empezar a gobernar –dijo-, ya no es tiempo de protestar sino de hacer”.

Un Gobierno con 18 a 21 diputados

No obstante, admitió que “va a haber dificultades”. De hecho, Lambán presidirá inicialmente un Gobierno apoyado en la práctica solo por 18 de los 67 diputados de la cámara –el más débil del Aragón autonómico- a la espera de la eventual entrada en el ejecutivo de Chunta y/o de IU. “Lo fundamental son las acciones y los programas, no las personas” que los ejecutan, añadió. La secretaria de Organización del PSOE aragonés, Pilar Alegría, dejó claro que los acuerdos se refieren “solo a la investidura y a asuntos programáticos”.

Briz apunto que, formalmente, “el PSOE no nos ha hecho ninguna propuesta para entrar en el Gobierno”, aunque mostró la disposición de su partido a “cogestionar esas 50 medidas”. Luquin, por su parte, remitió a la reunión del Consejo Político.

En la bancada de enfrente, PP y Ciudadanos anunciaron su voto en contra de la investidura de Lambán, mientras que el Par optó por esperar a escuchar su discurso. Estas tres formaciones suman 32 escaños, los mismos que PSOE y Podemos, por lo que la investidura de Lambán en la primera votación requiere al menos otros dos apoyos.

Lambán será el cuarto presidente socialista del Gobierno de Aragón

El cuarto presidente socialista

Lambán será el cuarto presidente socialista del Gobierno de Aragón. En 1983, Santiago Marraco logró la presidencia con el apoyo del PCE y del CDS. Marcelino Iglesias lo hizo en tres ocasiones (1999, 2003 y 2007) con los votos del Par, de centro-derecha, y de IU en la primera ocasión. Entre ambos, José Marco desarrolló un breve y turbulento mandato tras desalojar en 1993 al ejecutivo Par-PP con los votos de IU y el de un tránsfuga de los conservadores.

Esta será la cuarta ocasión en la que las formaciones de izquierda son mayoritarias en la cámara y la primera en la que se unen para investir al presidente del Gobierno de Aragón sin la intervención de partidos de otros ámbitos ideológicos.