Publicado: 11.11.2016 21:53 |Actualizado: 13.11.2016 08:00

Lidia Falcón: "Las mujeres fueron las más perdedoras de la dictadura"

Pablo Iglesias entrevista a la abogada, escritora, y fundadora del Partido Feminista Lidia Falcón en 'Otra Vuelta de Tuerka'. El programa completo se emitirá el lunes, a continuación de 'Tuerka Actualidad', a través de Público TV.

Publicidad
Media: 4.57
Votos: 7
Comentarios:
Pablo Iglesias entrevista a Lidia Falcón en 'Otra Vuelta de Tuerka'.

Pablo Iglesias entrevista a Lidia Falcón en 'Otra Vuelta de Tuerka'.

MADRID – Lidia Falcón nació en Madrid en 1935, a escasos metros de los bombardeos franquistas que asolaban el parque del Oeste. Su infancia es por tanto, la de una niña de inmediata posguerra.

Hija además de los vencidos, y con todos los hombres de la familia fusilados o en exilio, vive en una suerte de "exilio interior" junto a las mujeres de su familia. "Vivíamos bajo la mirada censora de los vecinos, nos disfrazábamos los domingos para fingir que íbamos a misa", recuerda Lidia durante la entrevista.



Para huir de esa realidad opresora, junto a su madre, la escritora Enriqueta O'Neill, construye un universo de estudio: "Mis mejores maestras, quienes me formaron y abrieron los ojos a la realidad, fueron mi abuela y mi madre", señala.

En los años 60 ejerce como abogada y defiende a obreros, mujeres maltratadas y presos políticos. "En Barcelona solamente éramos tres mujeres en el ejercicio profesional, éramos una curiosidad". En los pasillos de un juzgado recuerda como los oficiales se atrevían a llamarle "nena", a pesar de estar ejerciendo ya de abogada.

Lidia Falcón entrevistada por Pablo Iglesias en 'Otra Vuelta de Tuerka'.

Tras su paso por la Universidad, empieza a militar políticamente. Primero en el PSUC, que abandonaría por "discrepancias ideológicas". Después en el PC- VIII Congreso, escisión del Partido Comunista que lideraba el general republicano Enrique Lister. Y más adelante en un pequeño grupo que editaba un boletín titulado La verdad.

Debido a esa actividad clandestina sería detenida y encarcelada durante 5 meses en La Trinidad de Barcelona. "Era una cárcel horrible porque la llevaban monjas", recuerda la escritora.

Su segunda detención se produce en 1974, cuando la tratan de vincular con el atentado de la Calle del Correo de Madrid, y pasa 9 meses en la prisión de Yeserías. Allí se toparía con uno de los personajes más siniestros de la historia política de España, el torturador Billy el Niño. Emocionada, Lidia narra como fueron esos interrogatorios: "Me colgaron de los brazos, de unos ganchos que tenían en el techo y me daban puñetazos en el vientre mientras decían 'puta así no parirás más' hasta que perdía el conocimiento".

La vida de Lidia Falcón es sobretodo indisoluble de la historia del feminismo en nuestro país. Como recuerda, desde que comenzara a militar, se han conseguido grandes avances para la mujer: "las mujeres fueron las más perdedoras de la dictadura, no teníamos personalidad civil y estábamos sometidas a la tutela del padre o del marido." Pero logramos "romper el bunker fascista en el que nos había metido el régimen".

Además, concluye, "tenemos el mérito de que durante la Transición, no chaqueteamos ni cedimos".