Publicado: 16.11.2015 17:09 |Actualizado: 16.11.2015 17:09

Lidia Falcón renuncia a ir en las listas de Unidad Popular por Sevilla

La presidenta del Partido Feminista de España renuncia por el "lamentable" proceso de primarias que se ha vivido en la provincia, así como por el "sectarismo" que, a su juicio, ha demostrado el PCA, "secundado por el PCE e IU"

Publicidad
Media: 3
Votos: 4
Comentarios:
El coordinador federal de IU, Cayo Lara, junto a Lidia Falcón, presidenta del Partido Feminista, antes de anunciar al incorporación en IU.- EFE/Paco Campos

Lidia Falcón, presidenta del Partido Feminista, junto a Cayo Lara en un acto.- EFE/Paco Campos

SEVILLA.- La presidenta del Partido Feminista de España (PFE), Lidia Falcón, ha anunciado que retira su candidatura a las generales del 20 de diciembre como número dos al Congreso en la lista de Unidad Popular por Sevilla por el "lamentable" proceso de primarias que se ha vivido en la provincia, así como por el "sectarismo" que, a su juicio, ha demostrado el PCA, "secundado por el PCE e IU".

Así lo han confirmado a Europa Press fuentes del proyecto de confluencia y lo ha expuesto la propia Falcón en su perfil de Facebook, donde ha señalado que a "las numerosas incidencias como les llaman" en el proceso de primarias, tales como "introducción de votos falsos, urnas clandestinas u obligación de repetir las votaciones presenciales y no aceptar como únicas las telemáticas en que yo había ganado"; se ha unido, sostiene, "el evidente machismo y sectarismo de todos los implicados".

Falcón ha explicado que IU no la aceptó para presentarse a la lista por Madrid, "en la que se fingía que se presentaban libremente todos los candidatos mientras Alberto Garzón obtenía el 95% de los votos y los diez candidatos siguientes el 87% que se presentaban en una lista con el nombre Ahora con Alberto".



Después, ha ahondado, la "operación" siguió en Sevilla donde, ha criticado, después de que el PCA se comprometiera a apoyarla, "se envió la consigna a todos los militantes del PCA de Sevilla de votar de número uno a Miguel Ángel Bustamante, seguido de la coletilla 'vemos muy favorablemente que nuestra compañera Lidia Falcón se presente a las primarias'". "Me daban permiso para presentarme y ni siquiera tuvieron la cortesía de decir que me votaran como número dos", ha apostillado.

No obstante, ha afirmado que no está sorprendida por esta forma de proceder del partido y ha criticado que "siguen actuando igual que en 1986", cuando ella decidió abandonar IU. Falcón ha explicado que decidió volver al partido porque "creía que habrían aprendido ya la necesidad de asumir el feminismo, defenderlo y darme la oportunidad de que mi voz llegase al Parlamento".

"Yo no necesito ni puestos ni escaños ni sueldos ni fotografías", ha aseverado para incidir en que optaba por concurrir con Unidad Popular porque "se trataba de aprovechar la coyuntura social y política que parecía ofrecer una baza a la izquierda, que no tiene quien la represente más que IU, para difundir el feminismo" pero, lamenta, "este proyecto no les interesaba a los y las dirigentes de IU".

Entretanto, Lidia Falcón ha considerado que en esta operación "tan cerrada y provinciana, se ha perdido la oportunidad de atraer el voto femenino"; al tiempo que ha trasladado su inquietud por el programa que se aprobará en las "mediocres y manipuladas asambleas que se están celebrando, en las que nadie sabe nada de feminismo".

Además, ha dicho sentirse "humillada" porque la responsable de feminismo en Madrid, que va en la lista de Alberto Garzón, "es una tal Begoña Marugán que nadie conoce y cuyo currículum feminista es inexistente".

"Lo más penoso es que ni las mujeres del PCE ni las de IU ni las feministas sevillanas ni andaluzas, han movido un dedo ni han levantado una voz para defender mi candidatura", ha lamentado y ha subrayado que "esta conducta habría sido impensable en otro país civilizado".

Con todo, ha augurado que Unidad Popular, en las elecciones, "cosecharán lo que han sembrado" y ha lamentado que "todas y todos habremos perdido quizá la única ocasión en muchos años de incidir desde el feminismo y la izquierda en la política de nuestro país".