Publicado: 28.05.2014 19:11 |Actualizado: 28.05.2014 19:11

Luis Fraga: "No sé quién es el misterioso señor con seis cuentas en Suiza"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

"Siempre me ha dado pereza el dinero" y reconocer los 300.000 euros que llegó a acumular en dos cuentas de Suiza suponía "mucho papeleo en el Senado". Esta es la razón por la cual Luis Fraga, senador del PP durante 21 años, nunca regularizó en España la situación fiscal de ese dinero.

Así lo aseguró este miércoles ante el juez central de instrucción 5 de la Audiencia Nacional, Pablo Ruz, quien investiga el caso Gürtel. El interrogatorio del testigo duró más de cinco horas, y estaba centrado en aclarar el origen de este dinero descubierto en el país helvético de unas cuentas de las que es titular y que eran administradas por Luis Bárcenas, extesorero del PP.

En esa causa figuran otras seis cuentas en Suiza, además de las de Bárcenas, que el Dresdner Bank reconoce que corresponden a personas "políticamente expuestas". Esto es, de procedencia política y con dudas sobre el origen del dinero. Los bancos no han aportado la identidad, ni la cuantía del dinero ingresado en ellas. En los correos internos de este banco se citan esas seis cuentas, y también a Luis Fraga.

El exsenador, que compareció como testigo, dijo desconocer la identidad del titular de esas seis cuentas. Sí que aseguró que no es ni Bárcenas, ni él, pero que no sabe quién puede ser "el tercer hombre", a quien en otro momento ha tildado de "señor X". Durante las más de cinco horas que duró el interrogatorio, Fraga insistió en su ignorancia: "No sé quién es el misterioso señor".

El origen de los 300.000 euros que llegó a acumular en Suiza lo ha atribuido a actividades empresariales, emprendidas en solitario o con su amigo Bárcenas. Y puso como ejemplo la venta, en 1985, de una empresa de gafas por tres millones de pesetas. Este dinero hoy puede parecer una cuantía "ridícula" pero que "en manos de Bárcenas" se multiplicó, según aseguran fuentes jurídicas conocedoras de la declaración del exsenador.

En 1989 se convirtió en senador del PP y autorizó a Bárcenas para operar en sus cuentas de Suiza. Se desentendió de ese dinero y no lo declaró en España ni ante el Senado "por pereza" de hacer papeleo. Ahí quedó, en Suiza, multiplicándose con los manejos de su amigo. Él nunca se ha preocupado de ese dinero, de ahí que no tenga una explicación sobre dos entradas en las cuentas de Suiza procedentes de otras cuentas de Bahamas y Nassau.

Es más, cuando el banco se dirigió al él para conocerlo, preguntar por el origen de su fortuna y enviarle extractos, Luis Fraga respondió al banco que no le molestaran más. Que las cuentas las llevaba su amigo Bárcenas. ¿Y las cuentas que tiene en España, también las lleva Bárcenas? La pregunta del juez le ha pillado de sorpresa; no, las lleva él.

Consta en el juzgado que Fraga ingresó 18 millones de pesetas desde sus cuentas suizas a las de su amigo Bárcenas. Y para ello también tuvo una explicación. Corría la década de los años 90 y necesitó dinero porque se había comprado una casa, así que pidió ese dinero a su amigo, quien le hizo cuatro préstamos por 18 millones a un tipo de interés del 4%. Era 1995, año en el que el tipo oficial del dinero estaba en el 9%. "¿Acaso Bárcenas es un filántropo y hasta pagó las obras del PP?" Esta pregunta de un abogado de la acusación provocó la risa del testigo, y del resto de letrados. No, está seguro que el pago de esas obras no ha salido del bolsillo de Bárcenas. También la policía tiene esa certeza, ya que en sus informes asegura que proviene de la contabilidad paralela popular.

¿Y por qué no sacó esos 18 millones de sus cuentas de Suiza? No los sacó porque se había desentendido de él, y pensaba dejárselo a su madre si fallecía.

Fraga reconoce ante el juez que recibió sobresueldos en negro del PP, mientras era senador. Perdió poder en el Congreso de Valencia, celebrado por el PP en el año 2008, de tal forma que en 2011 dejó de ser senador. Pero siguió cobrando el sobresueldo en B. En ese momento se ha emocionado para destacar que dejó de recibir ese dinero B al día siguiente de la muerte de su tío Manuel Fraga, fundador de Alianza Popular, fallecido el 15 de enero de 2012.

Para el sobresueldo en B también tenía una explicación: lo recibía por trabajar para el partido, en asuntos como ser miembro de la Comisión de Estudios y Programas del PP.

Esas cuentas en Suiza ya no existen;  "Las cerré en 2011 y 2013 porque Bárcenas necesitaba el dinero", aseguró al juez. Justo cuando estalló el escándalo. El no tiene dinero, como tampoco su amigo Bárcenas. Tan poco dinero tiene el extesorero del PP, que el otro día visitó a su mujer, Rosalía Iglesias, y se dio cuenta que ella "no tenía ni coca-colas". Pero ella no le pidió dinero; "saben que estoy arruinado".

En varios momentos, Luis Fraga tuvo palabras de aprecio hacia su amigo Bárcenas, montañero como él. Y también hacia Rosendo Naseiro, el extesorero del PP hasta su detención, en 1990; un hombre "muy culto" aficionado a la pintura.

Ante el juez, Fraga se enorgulleció de haber abierto junto con Bárcenas, en 1987, una vía en el Himalaya que llamaron Vía Española (aunque la Federación la redujo a variante, ya que no pudieron alcanzar la cumbre y hubo una polémica en torno a un documento privado que ambos hicieron firmar al resto de expedicionarios, en un glaciar a más de 7.000 metros de altura, para que toda declaración se canalizara a través de Fraga y Bárcenas).