Publicado: 06.07.2016 12:27 |Actualizado: 06.07.2016 15:33

Mas aspira a presidir la nueva CDC haciendo "tándem" con una mujer

Este fin de semana se celebra el congreso fundacional del nuevo partido

Publicidad
Media: 1
Votos: 1
Comentarios:
El expresidente de la Generalitat Artur Mas, este miércoles en Barcelona./ EFE

Artur Mas./ EFE

MADRID.- El expresidente de la Generalitat Artur Mas ha anunciado este miércoles que aspira a presidir el nuevo partido que fundará este fin de semana Convergència, haciendo "tándem" con una mujer que ocuparía la vicepresidencia de la formación, cargo que piensa proponer a la consellera de la Presidencia, Neus Munté.

A dos días de que arranque el congreso fundacional, Mas ha explicado que quiere reformular el concepto de la presidencia del nuevo partido, de manera que se convierta en un "ticket presidencial", compuesto por un hombre y una mujer.



Preguntado por si la otra persona del tándem es Munté, Mas ha señalado que esperará a decir públicamente el nombre hasta después del congreso del 8 al 10 de julio, porque dependerá del régimen de incompatibilidades entre cargos institucionales y orgánicos que se apruebe por votación de los militantes. 

El expresidente catalán y presidente de CDC ya ha opinado que debería poder ser compatible que Munté siga en el Govern y ejerza de vicepresidenta de la nueva Convergència. Fuentes de CDC han indicado que Mas ha mantenido en las últimas horas conversaciones con Munté, quien le ha trasladado que está dispuesta a asumir esta responsabilidad manteniendo sus atribuciones en el Govern.

Con esta fórmula de "tándem", Mas quiere ejercer de "puente entre la experiencia y lo que tiene que nacer ahora", además de "feminizar y rejuvenecer" el partido.

Mas no se ha fijado un límite temporal en la cúpula de la nueva formación: "No pongo límites porque no tengo ninguna aspiración política". El expresidente de la Generalitat ha señalado que en los "primeros tiempos" de la nueva Convergència seguirá al frente, aunque "no de manera omnipresente".

Mas propone que él y la vicepresidenta de CDC, que tendrían roles "intercambiables", no tengan tareas ejecutivas en el día a día de la formación, sino de "coordinación" y "representación".

Mas quiere ejercer de "puente entre la experiencia y lo que tiene que nacer ahora", además de "feminizar y rejuvenecer" el partido

Tanto este tándem presidencial como la dirección ejecutiva —que previsiblemente tendrá 12 miembros, con o sin la figura de un secretario general— se escogerían, por separado, en las primarias del 23 de julio, con las candidaturas que haya para ambos casos.

Si bien para la dirección se perfila más de un aspirante —la plataforma de Germà Gordó y otra que puede nacer de la confluencia de otras corrientes-, no se conoce de momento ningún otro aspirante a la presidencia del nuevo partido, que aún no tiene nombre. Sobre este asunto, Mas ha explicado que la dirección de la actual CDC hará dos propuestas de nombre, una que incluya el concepto de "Convergència" o "convergents" y otra sin ninguna referencia a las actuales siglas, pero no ha entrado en más concreciones, ya que se darán a conocer las opciones el mismo viernes que arranca el congreso, cuyo primer punto es votar la nueva denominación.

El expresident ha dejado claro que el actual presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, no formará parte de la ejecutiva de la nueva formación porque está "cien por cien volcado en la presidencia de la Generalitat".

Aunque ha aseverado que no dará nombres para la futura dirección, Mas ha pedido que haya "gente nueva y con experiencia", además de paridad de género. "Queremos feminizar —el partido—, rejuvenecerlo y hacerlo mucho más cercano a la gente y una parte de esto pasa por el mundo municipal", ha señalado. Como ejemplo de renovación, ha señalado que "por voluntad propia" no repetirán en cargos orgánicos el excoordinador general y ahora conseller Josep Rull, los vicesecretarios Francesc Homs y Lluís Corominas, y el coordinador de Régimen Interno, Francesc Sánchez.